http://contrahegemoniaweb.com.ar Apuntes sobre socialismo desde abajo y poder popular Sun, 23 Sep 2018 10:00:21 +0000 es-ES hourly 1 http://contrahegemoniaweb.com.ar/wp-content/uploads/2016/11/estrella-32x32.png http://contrahegemoniaweb.com.ar 32 32 UN FRENO A LA DOCTRINA BULLRICH http://contrahegemoniaweb.com.ar/un-freno-a-la-doctrina-bullrich/ http://contrahegemoniaweb.com.ar/un-freno-a-la-doctrina-bullrich/#respond Sun, 23 Sep 2018 10:00:21 +0000 http://contrahegemoniaweb.com.ar/?p=12154 Foto: Iván Navarro y Ezequiel Villanueva Moya, las dos víctimas, emocionados después del fallo. 

Seis prefectos recibieron penas de ocho a diez años y medio de prisión por torturar y realizar simulacros de fusilamiento a dos jóvenes de la Villa 21-24 de Barracas. Es la primera condena a miembros de fuerzas de seguridad por delitos represivos cometidos en el gobierno de Cambiemos.

Por Carlos Rodríguez

Página 12

 

Sobre los hombros de sus compañeros de La Poderosa, Iván y Ezequiel flamearon como banderas, convertidos en héroes de una batalla judicial que supieron ganar en buena ley, porque terminó con condenas de 10 años y seis meses y de 8 años y once meses de prisión para los seis prefectos que en septiembre de 2016 los sometieron a torturas, humillaciones y simulacros de fusilamiento en la villa 21-24 de Barracas. Los dos chicos, Iván Navarro y Ezequiel Villanueva Moya, salieron llevados en andas por la puerta del Palacio de Tribunales que da a la calle Tucumán, mientras centenares de personas que los esperaban fuera del recinto coreaban: “Olé, olé, a nuestros chicos no les pegan nunca más, Patricia Bullrich vos tenés que renunciar”. Las abogadas querellantes, Agustina Lloret, del Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS) y Gabriela Carpinetti, por La Poderosa, coincidieron en que fue “un fallo histórico” porque el accionar represivo fue calificado como “torturas, tal como corresponde” y la decisión del Tribunal Oral 9 “debe servir para poner freno a un accionar de las fuerzas de seguridad que es sistemático”.

Carpinetti recalcó que debe tomarse en cuenta “la responsabilidad política que tiene en casos como este el Ministerio de Seguridad” a cargo de Bullrich. De hecho, es la primera condena a integrantes de fuerzas de seguridad por un delito cometido durante la gestión de Patricia Bullrich. Agregó que “como militantes populares y abogados de derechos humanos, no podríamos festejar efusivamente la cárcel para ninguna personas, pero en este contexto pensamos que es un mojón importantísimo en la lucha contra la impunidad”. 

Los prefectos Leandro Antúnez, Orlando Benítez y Osvaldo Ertel fueron condenados a 10 años y seis meses de prisión, mientras que sus coimputados Eduardo Sandoval, Ramón Falcón y Yamil Marsilli, recibieron penas de 8 años y once meses de cárcel, además de la inhabilitación absoluta y perpetua para volver a ejercer cargos públicos. En todos los casos, la calificación del hecho fue durísima: “Privación ilegítima de la libertad, torturas, lesiones leves, en concurso real con robo agravado en poblado y en banda, con el agravante de haber sido cometido por miembros de las fuerzas de seguridad”. Además de los golpes, la tortura psicológica y las amenazas de muerte, los prefectos se quedaron con un celular y efectos personales de uno de los dos chicos. Los fundamentos del fallo se conocerán el 22 de octubre.

Iván, cuyo testimonio fue fundamental a la hora de describir el itinerario que tuvieron que sufrir, esposados y a los golpes, entre las 23 del 24 de septiembre de 2016 y las siete de la mañana del día siguiente, le dijo a PáginaI12 que estaba “muy bien, muy emocionado por este fallo, porque se hizo justicia, gracias al acompañamiento que tuvimos de todos los chicos del barrio”. Consultado sobre su situación actual, luego de las amenazas y presiones sufridas durante el juicio, reiteró que está “muy bien, conforme porque lo que más queríamos es que ellos pagaran por lo que nos hicieron y la Justicia nos dio la razón, de manera que hemos logrado lo que queríamos”. A su lado estaba Ezequiel, perdido entre abrazos, risas y llantos. El chico, que tenía 15 años cuando ocurrieron los hechos, sólo se limitó a sonreír porque “ahora por fin estamos mejor, más tranquilos”. 

En la calle, Nacho Levy, referente de La Poderosa, destacó la participación que tuvo todo el proceso el Centro de Estudios Legales y Sociales. En nombre del CELS, Paula Litvachky, directora del equipo de Justicia y Seguridad del CELS, dijo que la condena “es muy importante porque estableció como tortura hechos que son cotidianos” y al mismo tiempo señaló que “más allá de la tarea jurídica, fue muy importante la movilización de La Poderosa y otras organizaciones sociales porque está claro que estos logros se van a alcanzar en la calle”.

La sesión comenzó a las 10.45 con las últimas palabras de los imputados ante los jueces. Todos los prefectos hablaron, con la única excepción de Yamil Marsilli. Algunos dijeron estar “arrepentidos” de lo que habían hecho contra los dos chicos, pero de todos modos recalcaron que no son “ni torturadores ni delincuentes como se nos ha tratado en esta audiencia”. En sus declaraciones indagatorios, algunos de los imputados dijeron que los golpes, amenazas y simulacros de fusilamiento fueron “sólo correctivos” físicos contra dos chicos a los que acusaban, sin ningún fundamente ni prueba alguna, de haber cometido un supuesto robo. Fue curioso cuando ayer, en su última presentación ante los miembros del Tribunal Oral 9, al menos dos de los prefectos comenzaron diciendo “no hicimos nada” y terminaron pidiendo disculpas “por lo que hicimos”. Uno de ellos, incluso, dijo que tenía ganas de “estrechar las manos de los dos chicos”, frase que provocó el rechazo de los familiares de Iván y Ezequiel. 

Nora Cortiñas, de Madres Línea Fundadora, le dijo a este diario que “lo que hicieron los prefectos fue una parodia, una mentira que nada tiene que ver con lo que hicieron”. Precisó que “al pedir perdón, lo único que hicieron fue reconocer el delito que habían cometido”. Criticó además que hayan hablado “del dolor de sus familias, de sus hijos, porque ellos están presos, sin tener en cuenta el dolor que le causaron ello a los dos chicos torturados y a sus familias, que luego sufrieron amenazas y persecución”. Sobre el fallo condenatorio, consideró que se ha dado “un paso importante, pero hay que seguir luchando para que haya justicia en otros muchos casos similares que ocurren en las villas y que siguen impunes, como Kevin (Molina) y como tantos otros”. 

Carpinetti coincidió en que “esta sentencia es la que todavía le debemos a Kevin Molina, a Kiki Lescano, a Nehuén Rodríguez y a un montón de pibes; en esta sentencia está resumido todo el dolor, pero también toda la lucha que hizo posible esta condena y toda la esperanza puesta en que la justicia es posible”. En el acto realizado sobre la calle Tucumán, Levy destacó que “este fallo fue posible, primero, para la valentía de Iván y Ezequiel, por el apoyo de su familia, y por la labor del CELS, que a veces no se nota tanto, pero que tiene una importancia enorme”. El agradecimiento se extendió a la presencia de Pablo Pimentel, de la APDH de La Matanza, y a Norberto Liwsky, víctima de la dictadura militar. Cuando la multitud reunida frente a Tribunales elevó el festejo a su máxima expresión, Levy concluyó: “Esta vez podemos decir con más razón que nunca: Feliz Primavera”. Luego hubo aplausos y risas, para cerrar una historia de dolor.

]]>
http://contrahegemoniaweb.com.ar/un-freno-a-la-doctrina-bullrich/feed/ 0
Costa Rica: la mayor huelga en casi dos décadas http://contrahegemoniaweb.com.ar/costa-rica-la-mayor-huelga-en-casi-dos-decadas/ http://contrahegemoniaweb.com.ar/costa-rica-la-mayor-huelga-en-casi-dos-decadas/#respond Sun, 23 Sep 2018 06:30:00 +0000 http://contrahegemoniaweb.com.ar/?p=12150 Los empleados públicos protestan desde hace 10 días contra la reforma fiscal propuesta por el Gobierno de Alvarado

La mayor huelga en Costa Rica en 18 años sigue adelante, sin visos de solución a corto plazo. El primer encuentro, este miércoles, entre el Gobierno costarricense y los representantes sindicales de los trabajadores del sector público resultó insuficiente y el movimiento de protesta cumple ya su décima jornada con efectos considerables sobre la prestación de servicios de salud, educación y transportes. Los trastornos también han sido importantes en la distribución de combustible y en la industria turística, motor de la economía costarricense y principal fuente de divisas.

Con los paros, los empleados públicos protestan contra la reforma fiscal propuesta por el Gobierno de Carlos Alvarado -que limita los beneficios que reciben estos trabajadores, recorta el gasto y aumenta la carga fiscal- y contra el manejo de la política económica, después de que el presidente, del progresista Partido Acción Ciudadana (PAC), lo dejase en manos de figuras conservadoras. Las medidas de presión sindical sobre el Ejecutivo de Alvarado, que solo lleva cuatro meses en el poder, incluye la paralización parcial de servicios públicos y bloqueos esporádicos en distintas carreteras del país centroamericano.

Ante el estancamiento del conflicto, el mandatario costarricense ha decidido este miércoles cancelar su asistencia a la Asamblea General de Naciones Unidas de la próxima semana para atender la crisis interna y mantenerse al mando del plan fiscal, gran responsable de las iras de los empleados del sector público. Alvarado no se ha movido ni un milímetro de su propuesta fiscal, que continúa su tramitación en el Legislativo. Las medidas son de urgencia: Costa Rica enfrenta su peor crisis tributaria en cuatro décadas y si nada cambia en los próximos meses, el déficit cerrará el año por encima del 7%.

La Unión Sindical, un conglomerado de asociaciones entre las que predominan maestros y trabajadores de los hospitales, ha aceptado sentarse a la mesa con la intercesión de la Conferencia Episcopal. Pero este miércoles por la tarde, el diálogo concluyó temporalmente con un único pacto de ambas partes: volver a reunirse 24 horas después. “Lo más importante es restablecer los canales de diálogo y de comunicación” dijo al acabar el encuentro del ministro de Trabajo, Steven Núñez, en medio de fuertes críticas del sector privado por la supuesta tolerancia del Gobierno ante las medidas de presión sindical y las pérdidas provocadas por la huelga. Las autoridades aún no han cuantificado el efecto económico global de los paros, pero la principal asociación de empresarios ha lamentado los perjuicios “millonarios” causados sobre los transportistas y el impacto en las reservas de hoteles. Las agencias de viajes han reportado hasta un 50% de cancelaciones.

Los mercados, al acecho

El Gobierno de Alvarado reconoce que este no es el proyecto fiscal que desearía, pero sí el que tiene más posibilidades de atender de manera urgente la emergencia fiscal de Costa Rica, a pesar de que solo aportaría una cantidad de dinero equivalente al 1,3% del PIB, un tercio de lo que necesitaría para reequilibrar las finanzas públicas. De no aprobarse, subrayan desde el Ministerio de Hacienda, peligra el pago oportuno de salarios de los funcionarios, la inversión de pública y, por tanto, el ritmo de una economía que se prevé crezca a una nada despreciable tasa del 3% este año.

El plan fiscal gubernamental amplía la cobertura de algunos impuestos y limita ventajas salariales de empleados públicos. El 80% de los efectos recae sobre el 20% más rico de la población, arguye el Gobierno de Alvarado. En esta batalla tiene el apoyo de un sector de la oposición, pero enfrenta el rechazo de otros, incluidos los diputados del Partido Restauración Nacional (PRN, de base evangélica), que alcanzó la segunda vuelta electoral en abril con el candidato predicador Fabricio Alvarado.

El PAC y sus aliados saben -y repiten- que los mercados financieros miran con lupa las finanzas públicas costarricenses. La deuda supera ya el 50% del PIB, una cifra elevada para la media de los países emergentes. De no tomar medidas, apuntan desde el Gobierno, se puede erosionar gravemente la calidad de vida media de los costarricenses, posicionada entre las mejores de América Latina.

En los 10 últimos días se han registrado brotes de violencia entre manifestantes y policías, incluida una intervención con gases lacrimógenos el martes para reabrir el paso a los puertos del Caribe, vitales para el normal funcionamiento de la economía costarricense. También se han producido intentos de sabotaje de las tuberías de la empresa estatal de combustibles, que han desembocado en el procesamiento judicial de uno de sus empleados. El fin de semana los costarricenses sufrieron desabastecimiento de gasolina en varios puntos del centro del país por el temor de los transportistas de quedar atrapados entre los bloqueos.

“Sabemos que muchos nos critican por los problemas que genera una huelga, pero el Gobierno solo nos ha dejado este recurso. Los empresarios pueden influir sobre los diputados o directamente sobre este Ejecutivo neoliberal. Sin embargo, a nosotros solo nos queda luchar en la calle”, decía, exaltado, el enfermero Marvin Jarquín en declaraciones a EL PAÍS. “Esto lo entienden bien en otros países”. Como él, miles de trabajadores estatales han tomado la calle para protestar por plan de ajustes fiscales que les impone una carga mayor que a otros sectores sociales.

Fuente: El País.

]]>
http://contrahegemoniaweb.com.ar/costa-rica-la-mayor-huelga-en-casi-dos-decadas/feed/ 0
“Sin ciencia no hay futuro”. Con algunas formas de hacer ciencia, tampoco. http://contrahegemoniaweb.com.ar/sin-ciencia-no-hay-futuro-con-algunas-formas-de-hacer-ciencia-tampoco/ http://contrahegemoniaweb.com.ar/sin-ciencia-no-hay-futuro-con-algunas-formas-de-hacer-ciencia-tampoco/#respond Sat, 22 Sep 2018 23:21:26 +0000 http://contrahegemoniaweb.com.ar/?p=12160 Fuente: marcha.org.ar

La ciencia y técnica en el país: institutos deteriorados, sueldos que no alcanzan y ausencia de derechos laborales. Análisis del deterioro de un área pública que puede dejar a la Argentina sin futuro. 

Hace poco más de dos semanas el gobierno anunció la eliminación de trece Ministerios, entre ellos el de Ciencia y Técnica que, bajo la denominación de “Secretaría de Ciencia y Tecnología”, pasará a integrar el “Ministerio de Educación, Cultura y Tecnología” a cargo del Ministro Alejandro Finochiaro.

Esta reestructuración se inscribe en el marco del acuerdo concertado con el Fondo Monetario Internacional (FMI) y de una profunda crisis económica que se expresa en el aumento del desempleo, la pobreza y la pérdida de poder adquisitivo de los salarios de trabajadores y trabajadoras, tendencia que se intensificó aún más luego de la devaluación de la moneda.

El Ministerio de Ciencia, Técnica e Innovación Productiva (MinCyT) se creó en el año 2007 con el objetivo de incentivar el desarrollo científico y técnico nacional a través del financiamiento de proyectos de investigación en diversas disciplinas y de promover su vinculación con la esfera productiva. Con esta meta, fundamentalmente a través del CONICET (organismo dependiente del MinCyT), se amplió significativamente la planta de científicos/as como así también de trabajadores/as que desempeñan las tareas de apoyo requeridas para la consecución de las investigaciones.

En 2015 el cambio de gobierno despertó un clima de cierta desesperación en gran parte de la comunidad académica respecto al futuro de la ciencia. Las inquietudes parecieron apaciguarse cuando el Ministro kirchnerista Lino Barañao confirmó su continuidad ahora, bajo la gestión macrista. Para algunos/as, la permanencia de Barañao reafirmaba el modelo de ciencia y técnica alumbrado durante el kirchnerismo. Ahora bien, ¿qué características tenía aquel modelo?; ¿qué elementos lo diferencian del actual?; ¿qué significa la eliminación del Ministerio de CyT en un contexto signado por el avance de las políticas de austeridad?

Responder estos interrogantes implica colocar la mirada en elementos que van más allá del aumento o disminución en el número de becas y/o del presupuesto. Tales análisis aportan evidencias fundamentales, sobre todo, para luchar en pos de defender lo conquistado. Pero también, resulta urgente comprender las bases sobre las cuales se constituyó el sistema científico para reflexionar acerca de la orientación que el mismo asume en la actualidad.

De la cuestión presupuestaria a las condiciones de trabajo y de vida

Desde hace tiempo el porcentaje del PBI nacional de nuestro país destinado a ciencia y técnica es insuficiente. Esto puede observarse al establecer comparaciones con la inversión en I+D (investigación y desarrollo) de otros países de América Latina como Brasil, donde en el 2014 fue del 1,17% mientras que en Argentina, ese mismo año, apenas alcanzó el 0,59%. Partiendo de estas condiciones, desde la creación del MinCyT es posible identificar un incremento en la fracción del presupuesto nacional destinada a ciencia técnica. Esta tendencia cambia en 2014 cuando se fijó un porcentaje de 1,48% que resultó insuficiente luego de la devaluación de la moneda ocurrida a inicios de ese año. En 2015 el presupuesto vuelve a incrementarse (1,53%) alcanzando un máximo histórico que buscó compensar parcialmente el desfasaje del año anterior. Con posterioridad, las partidas presupuestarias no hacen más que disminuir, llegando al 1,22% en 2018.

La inicial escasez en los recursos destinados a la investigación pública y su precipitado agotamiento a partir del año 2016, con el cambio de gobierno y las recurrentes devaluaciones de la moneda, asumen formas concretas: la imposibilidad de continuar con diversas líneas de investigación, las dificultades en la compra de insumos (dolarizados), el deterioro de los espacios de trabajo y los obstáculos que se presentan para garantizar el funcionamiento de laboratorios e institutos de investigación que, al día de hoy, no pueden afrontar el pago de servicios básicos como el gas y la luz. El escenario para el 2019 no es promisorio, más bien todo lo contrario. Si bien se prevé un “incremento” del 27,7% en el presupuesto, este porcentaje da cuenta de una reducción en tanto no consigue compensar la inflación proyectada para el 2018 que, como es de público conocimiento, superará el 40%.

En este cuadro, la propuesta del gobierno es aquella que el pasado ministro y actual secretario Lino Barañao siempre defendió y que nunca pudo implementar con éxito: incentivar la vinculación de actividades científicas con el ámbito empresario para, de este modo, reemplazar la falta de financiamiento del sistema científico nacional.

El recorte presupuestario tiene su correlato en las condiciones de vida de quienes decidimos dedicarnos a la investigación pública en Argentina: salarios que pierden su poder adquisitivo al menos desde el año 2010 y que en la actualidad apenas superan la línea de pobreza, inestabilidad y falta de reconocimiento de derechos laborales básicos. Pero lo particular (y aquello que suele quedar invisibilizado) es que estos elementos no son una novedad del macrismo. Desde hace más de 12 años las becarias y los becarios incluimos entre nuestras principales reivindicaciones ser reconocidos/as como trabajadores/as lo que nos permitiría acceder, por ejemplo, al cobro de un aguinaldo, a poder contar con una verdadera licencia por maternidad o con algún tipo de licencia por enfermedad (actualmente no existen). Este reclamo ha sido negado sistemáticamente por todos y cada uno de los funcionarios y funcionarias que integran e integraron el directorio del CONICET.

La orientación de las políticas científicas

Desde el cambio de gobierno se han multiplicado las voces que señalan que la ciencia y la investigación son elementos prácticamente ausentes en el diseño de las políticas públicas del gobierno. El pasado 16 de agosto, la consigna “Sin ciencia no hay futuro” reunió miles de trabajadores/as del ámbito científico en una audiencia pública realizada en el Congreso de la Nación que estuvo acompañada por una masiva movilización y feria de ciencias. En aquella oportunidad abundaron las interpretaciones en torno al fin de la ciencia basadas, fundamentalmente, en algunas de las cuestiones que enumeradas en esta nota: el recorte presupuestario, la reducción en el número de becas e ingresos a la planta permanente del CONICET, la eliminación del MinCyT, la pérdida de poder adquisitivo del salario, por retomar algunos ejemplos.

Si bien en el escenario actual es preciso tomar nota de estos aspectos y organizarnos  para revertirlos, también reviste particular importancia colocar la mirada en aquellos elementos que remiten a las bases sobre las cuales se gestó el sistema científico nacional: institutos deteriorados, sueldos que no alcanzan y ausencia de derechos laborales. Estas condiciones configuradas en el pasado reciente e intensificadas en el cuadro de ajuste actual son cabales para comprender las incertidumbres acerca del futuro de la ciencia y los límites de una política científica discutida en términos antidemocráticos y orientada a los intereses de las minorías.

*Doctora en Ciencias Sociales. Becaria posdoctoral CONICET. Delegada de Jóvenes Científicxs Precarizadxs – Bs. As.

 

]]>
http://contrahegemoniaweb.com.ar/sin-ciencia-no-hay-futuro-con-algunas-formas-de-hacer-ciencia-tampoco/feed/ 0
Lehman Brothers: la caída hacia una de las peores crisis capitalista, que perdura http://contrahegemoniaweb.com.ar/lehman-brothers-la-caida-hacia-una-de-las-peores-crisis-capitalista-que-perdura/ http://contrahegemoniaweb.com.ar/lehman-brothers-la-caida-hacia-una-de-las-peores-crisis-capitalista-que-perdura/#respond Sat, 22 Sep 2018 07:00:22 +0000 http://contrahegemoniaweb.com.ar/?p=12133 El colapso financiero provocado por el estallido de la burbuja hipotecaria en Estados Unidos causó una reacción en cadena que derrumbó a las principales economías del planeta y dejó a millones de personas sin trabajo. A pesar de que muchos países volvieron a crecer, todavía padecemos las consecuencias políticas de la gran recesión, pese a que en este decenio se ha producido la mayor intervención pública para salvar el capitalismo y la democracia occidental, tal y como los conocíamos
Pocas veces como el 15 de septiembre de 2008 fue tan palpable la sensación de que el capitalismo global podía colapsar. Lehman Brothers, uno de los mayores bancos de inversión del planeta, se declaró en quiebra y precipitó al planeta a su peor crisis económica desde los años 1930. Fundado en 1850, había sobrevivido a todas las crisis y tenía activos por 680 mil millones de dólares. Por eso, es considerada la mayor bancarrota en la historia de EEUU.
Lehman había sellado su destino mucho antes, con su involucramiento en la burbuja de las hipotecas subprime. Cientos de miles de créditos fueron concedidos a personas que no estaban en condiciones de pagarlos, lo cual creó una montaña de deudas de pésima calidad. Sin embargo, eran agrupadas en bonos y comerciadas por los grandes bancos como inversiones de bajo riesgo , con la complicidad de las agencias calificadoras, que hicieron la vista gorda y lucraron con la jugada.

El estallido de la burbuja hizo quebrar a decenas de entidades menores en 2007, y estaba comprometiendo a todo el sistema financiero estadounidense. La quiebra de Lehman Brothers sorprendió al mundo, tras un fin de semana de intensas e infructuosas negociaciones. El banco dejó una deuda de 691 mil millones de dólares y a 25 mil empleados en la calle, en la mayor quiebra en la historia estadunidense. En Wall Street, el Dow Jones se hundió 500 puntos, su mayor caída desde los ataques contra las Torres Gemelas en 2001.

“El jueves [18 de septiembre], a las once de la mañana, la Reserva Federal (Fed) advirtió una enorme disminución de las cuentas del mercado monetario en EEUU, dinero por valor de 550.000 millones de dólares fue retirado en cuestión de una hora o dos. El Tesoro abrió su ventanilla para ayudar e inyectó unos 105.000 millones de dólares en el sistema, pero pronto se dio cuenta de que no podía detener la marea”, señaló el demócrata Paul Kanjorski, presidente del comité del mercado de capitales en el Congreso de EEUU.

“Estábamos teniendo una afluencia masiva electrónica en los bancos. Ellos decidieron suspender la operación, cerrar las cuentas monetarias y anunciar garantías de 250.000 dólares por cuenta, de manera que no se produjese más pánico. Si no lo hubieran hecho, estimaban que a las dos de esa tarde habrían sido retirados 5,5 billones de dólares del sistema de mercado monetario de EEUU, y esto habría desplomado la economía mundial. Habría sido el fin de nuestro sistema económico y de nuestro sistema político, tal como lo conocemos”, añadió.

Estas palabras son muy útiles para recordar el ambiente apocalíptico que se vivía hace ahora una década, después de que fracasasen todos los intentos de las autoridades estadounidenses de vendérselo a alguien. Cuando el secretario del Tesoro Henry Paulson intentó endosárselo al británico Barclays Bank, su colega de Reino Unido le respondió: “No queremos importar vuestro cáncer”.

Obviamente, los jefes de Lehman estaban al tanto de los riesgos excesivos que corrían para aumentar sus ganancias a corto plazo, pese a que desde 2005 los directivos conocían el riesgo de un derrumbe del mercado inmobiliario. De 2005 a 2007, en el corazón de la burbuja inmobiliaria que otorgaba créditos hipotecarios a compradores insolventes, Lehman compró muchos de esos préstamos, registró ganancias récord. Pero desde mediados de 2007 el banco comenzó a acumular pérdidas y el golpe de gracia llegó nueve meses después, el 16 de marzo de 2008, con la casi quiebra de otro banco de inversiones, Bear Stearns.

Al borde de la bancarrota por sus apuestas desastrosas, Bear Sterns fue comprado por JPMorgan, bajo la égida de la Reserva Federal, medida que socavó la confianza de los mercados, que comenzaron a apostar por la caída de Lehman. Las autoridades intentaron hallar un comprador para Lehman, y negociaron primero con un banco surcoreano y luego con Bank of America y Barclays.

La Reserva Federal presionó a JP Morgan y le prestó 30 mil millones de dólares para que adquiriera Bear Stearns pagando dos dólares por acción (cuando se habían cotizado en 133 un año antes). El objetivo era evitar la quiebra de otros bancos de inversión, como Merryll Lynch y Lehman Brothers, fuertemente comprometidos.

El rescate de Bear Stearns iba contra todo lo que preconiza el evangelio del neoliberalismo: en lugar de dejar que se aplicara la disciplina del mercado, la Reserva Federal intervino para mitigar los daños de la caída. Al final, el rescate no pudo detener la debacle. Seis meses después de la adquisición por JP Morgan, el banco Lehman Brothers también tuvo que declararse en quiebra, pero esta vez la Fed decidió que no habría rescate, provocando un terremoto en el sistema financiero mundial.

Estados Unidos acababa de nacionalizar una semana antes a los gigantes hipotecarios Fannie Mae y Freddie Mac, que garantizaban más de cinco mil millones de dólares de préstamos. Poco después, el Estado salvó a la compañía de seguros AIG, con 180 mil millones de dólares, antes de colocar a disposición de los bancos otros 700 mil millones de dólares en un polémico plan de recapitalización… y finalmente dejó caer a Lehman, mientras salvaba a Goldman Sachs.

Miles de compañías de los más variados rubros cerraron sus puertas y millones de personas quedaron desempleadas. Para evitar la explosión del sistema financiero, muchos países tuvieron que pagar millonarios rescates para salvar a los mismos bancos que habían sido responsables de la hecatombe.

Esta combinación de factores hizo que la crisis económica se convirtiera rápidamente en política. Al descontento generalizado de la población por la falta de trabajo y el fin del bienestar , se sumó la indignación con la clase dirigente: en lugar de apoyar a las personas comunes, se ayudó a los banqueros.

Washington movilizó billones de dólares para salvar a cada sector que generó la crisis, pero fuera de Wall Street el resto de EEUU sufrió penurias. Los suicidios se dispararon, mientras los deudores perdían sus casas en todo el país. Unos 10 millones de estadunidenses se quedaron sin trabajo. Después de 10 años y cientos de miles de millones en multas a bancos, el mayor legado de la crisis es que nadie fue juzgado o enviado a la cárcel, denunció Phil Angelides, quien presidió una comisión que investigó la crisis de 2008.

La recesión desencadenada por los bancos que se beneficiaron de inversiones impagables que llevaron a la caída del sistema financiero trajo como consecuencia una mayor regulación que se implementó a partir de 2010, bajo el gobierno del presidente Barack Obama, y que el mandatario actual, Donald Trump, pretende aligerar.

Hoy, los riesgos sobre la prosperidad mundial tienen palabras como aranceles, China, países emergentes, Brexit y Donald Trump. Un coro de organismos globales, como el Fondo Monetario Internacional, economistas, empresarios y gobiernos, además de la Reserva Federal de EEUU, advierten que una guerra comercial terminará perjudicando a la producción, a los consumidores y a toda la economía del planeta.

El contexto político actual no se asemeja en nada al que había antes. Los partidos tradicionales del mundo occidental están en crisis y el populismo —principalmente en su vertiente de extrema derecha— está en auge. La estabilidad previa a la Gran Recesión luce hoy como una utopía o una mera expresión de deseos.

La caída fue más fuerte y más larga en Europa. Como EEUU, la media de los 28 países de la UE venía creciendo al 3% anual hasta 2007 inclusive, ya que el efecto de las subprime tardó un poco más en llegar. En 2008 el PIB se estancó en 0,5% y en 2009 se desplomó 4,3 por ciento. En los seis años que van desde 2008 hasta 2013, el PIB europeo promedió 0% de crecimiento . En 2014 comenzó una débil recuperación que ronda el 2% anual hasta 2017.

La crisis financiera de 2008 provocó una década perdida en el mundo desarrollado. Muchos países, particularmente en el sur de Europa, siguen apretados con un elevado endeudamiento público y austeridad. Las tasas de desempleo siguen siendo altas, sobre todo entre los jóvenes . La desigualdad de ingresos continúa aumentando. Los problemas actuales en Italia y en Turquía muestran cuán frágiles son nuestras economías”, señaló Manuel Funke, investigador del Instituto Kiel para la Economía Mundial.

Los gobiernos en Grecia, Portugal, Italia, España e Irlanda implementaron políticas de austeridad con el objetivo de reducir el déficit presupuestario y calmar a los mercados financieros, lo que contribuyó a incrementar el desempleo. Los costos sociales y políticos fueron elevados y aún se sienten.

Los casos más dramáticos son los de Grecia y España. La desocupación se cuadriplicó en el primero, de 7,3% en mayo de 2008 a 27,9% en julio de 2013. Tras un rescate financiado por el FMI y la UE, que implicó severas medidas de ajuste, comenzó a descender, pero recién este año cayó por debajo de 20%, a 19,1 por ciento. En España, cuyo sistema financiero también debió ser rescatado, saltó de 7,9% en mayo de 2007 a 26,3% en 2013. Ahora está en 15,1%, casi el doble que antes.

La pérdida de empleo fue el efecto más notorio de la recesión. En Estados Unidos, la desocupación pasó de 5% en diciembre de 2007 a 7,3% en 2008. El pico máximo fue 10% en octubre de 2009, exactamente el doble que dos años antes. Desde ese momento empezó a bajar sostenidamente, hasta ubicarse en 3,9% en agosto de 2018. La crisis financiera de 2008 provocó una década perdida en el mundo capitalista.

Los sistemas bipartidistas que habían sido estables por décadas fueron barridos y los parlamentos se volvieron crecientemente fragmentados, con el ingreso de partidos nuevos y pequeños, muchos de ellos xenófobos y ultraconservadores . Las sociedades se polarizaron políticamente en los últimos diez años, lo que hace que gobernar y resolver las crisis sea mucho más difícil.

La Gran Recesión sigue: Mercado y Estado

Una enorme lista de libros han informado, analizado, comparado e incluso producido alternativas al funcionamiento del sistema capitalista -que estuvo en un tris de hacer realidad las profecías de Marx sobre su derrumbamiento- en la última década.

Entre ellos, Crash. Cómo una década de crisis financiera ha cambiado el mundo, del profesor de la Universidad de Columbia Adam Tooze, relata cómo al día siguiente de la caída de Lehman, paralizados los mercados financieros, con las primeras inyecciones de centenares de miles de millones de dólares para salvar Wall Street; mientras George Bush nacionalizaba AIG, una de las mayores aseguradoras del mundo especializada en seguros de impago de créditos, y la histeria se contagiaba en Manhattan, unos metros más allá se abría el periodo de sesiones de la Organización de las Naciones Unidas.

Relata Joaquín Estefanía que el primer orador fue Lula da Silva, quien denunció enérgicamente el caos especu­lativo que había provocado la caída de los bancos. El segundo, un Bush desconectado de la realidad, dedicó su alocución al terrorismo, y la crisis financiera tan solo ocupó dos párrafos al final. Una semana después, el secretario del Tesoro pedía permiso al Congreso para instrumentar el primer paquete de ayudas al sistema financiero por valor de 700.000 millones de dólares, con el siguiente argumento: “Si no hacemos esto hoy, el lunes ya no habrá economía”.

Hay casi unanimidad en los analistas en que la Gran Recesión no fue un accidente puntual de la economía, sino un cambio global cuyas consecuencias se han multiplicado en el territorio de la política (crisis de representación, con la aparición de nuevas formaciones a derecha e izquierda, el resurgir del populismo y de los autoritarismos, la multiplicación de los movimientos de indignados).

Pero también de la geopolítica, con las guerras comerciales, la salida de Reino Unido de la Unión Europea, la permanencia definitiva de China como superpotencia mundial, entre otras, transformaciones que algunos estudiosos denominen a la crisis “la Segunda Gran Depresión”.

En la comparación entre ambos periodos recesivos se destaca que los problemas entre el año 2008 y la actualidad fueron menos profundos que los de la Gran Depresión de los años treinta del siglo pasado, pero más extensos y, sobre todo, más complejos que aquellos.

Muchos autores con Guy Standing y Owen Jones, defienden que la Gran Recesión todavía no ha acabado, aunque el mundo haya vuelto a una etapa de crecimiento económico y de reducción de las tasas de paro, sino que se ha producido una mutación silente de la misma y una metástasis de sus efectos negativos más estructurales como son la precarización de la vida y los mercados de trabajo y la desigualdad.

Una serie de estudios científicos han situado esta característica central de la economía capitalista en el frontispicio de sus deficiencias. Durante la Gran Recesión se ha expandido, como en pocos momentos de la historia contemporánea, una redistribución a la inversa de las rentas, la riqueza y el poder de los ciudadanos.

Los economistas ortodoxos no fueron capaces de prever la llegada de la crisis y cómo tuvieron que abandonar sus opciones y recuperar las lecciones del keynesianismo con el fin de superar los más lacerantes desequilibrios. Durante la última década hubo de ampliarse irremediablemente el marco cognitivo neoliberal, hegemónico en la práctica política desde los años ochenta del siglo pasado, operando el sistema en muchos momentos como una suerte de capitalismo de Estado.

Por primera vez se trataba de una crisis de la que no podía culpabilizarse a la periferia, sino que nació y se expandió desde el corazón del capitalismo. Durante las tres últimas décadas, la revolución conservadora había aleccionado al mundo bajo el principio teórico de que “el mercado lo solucionaría todo”. Pero Wall Street se hundía, por lo que se arrojó a la basura tal idea y se instrumentó la más formidable intervención con dinero público de la que se tiene memoria.

El célebre “consenso de Washington” (disciplina fiscal y monetaria) no dejaba de ser una piadosa jaculatoria de los teóricos sin contacto con la realidad. El problema no era, como habían dicho, de Gobiernos grandes, de ogros filantrópicos, sino de Ejecutivos débiles, demediados, sin los instrumentos regulatorios adecuados ante la magnitud de las dificultades, señala Estefanía.

Otros análisis de periodistas financieros, como el de Guillian Tett en el Financial Times, señalan que las crisis financieras como la de Lehman comparten dos cosas. “En primer lugar, el período anterior a la crisis está marcado por la arrogancia, la codicia, la opacidad – y una visión unilateral de las entidades financieras que hace que les sea imposible evaluar los riesgos. En segundo lugar, cuando la crisis golpea, hay una pérdida repentina de confianza de los inversores, de los gobiernos, de las instituciones o de los tres”. La arrogancia se convierte en su contrario; o lo que Keynes llamó los “espíritus animales” desaparecen de repente.

Para Tett, las crisis financieras se producen una y otra vez debido a la imprudencia y la codicia y, presumiblemente, a la falta de regulación. Michel Roberts señala que entre 2007 y 2017, la proporción de la deuda en relación con el PIB aumentó de 179 a 217 por ciento. Pero esta vez, la “orgía de endeudamiento no ha ocurrido en las áreas de finanzas que causaron la última crisis, como los préstamos de alto riesgo. En su lugar, el auge de la deuda se produce en empresas en riesgo y gobiernos como Turquía o EEUU, cuyo endeudamiento público se ha acelerado bajo la administración de Donald Trump.

Las conclusiones políticas de todo esto es que una mayor regulación, o la división de los bancos y las grandes corporaciones o la eliminación de la legislación antisindical pueden ayudar a revertir un poco las tendencias al aumento de la desigualdad y del poder monopolista.

Pero, señala Roberts, como la crisis financiera global y la Gran Recesión mostraron y Larga Depresión posterior confirmó, estas medidas no impedirán otra crisis y recesión, cuando los ‘espíritus animales’ se evaporen y el boom se convierta en una depresión de nuevo. Y de todos modos, no hay ‘progresistas’ alrededor para implementar tales ‘reformas’.

El mercado y el Estado son presentados comúnmente como entidades separadas e incluso antagónicas. Los ignorantes portavoces del neoliberalismo quieren hacer creer que el mercado surge espontáneamente en un proceso de evolución natural. Al mismo tiempo, popularizan la visión de que el Estado es un ogro invasivo capaz de distorsionar el funcionamiento eficiente de los mercados, señala el economista Alejandro Nadal.

En esta visión del mundo, se supone que las leyes imponen un marco de certidumbre al evitar la arbitrariedad. Pero cuando la crisis amenaza la estabilidad de todo el sistema, el Estado y entidades como la Reserva Federal intervienen con gran arbitrariedad. Todo esto ha erosionado el estado de derecho, la legitimidad del Estado y ha consagrado el engaño como esencial en las operaciones mercantiles, añade.

Ahora tenemos un coctel explosivo. Después del colapso financiero, el sistema de préstamos interbancarios se congeló (2008-2012). El rescate de bancos y grupos corporativos mediante la política fiscal no fue suficiente para dar confianza al sistema financiero. La Reserva Federal inauguró entonces su postura de flexibilidad cuantitativa, que intensificó la compra de activos en poder de los bancos.

Hyman Minsky señaló que al estallar la crisis, los bancos buscaron liquidar los activos que tenían en garantía de los préstamos otorgados y eso provocó el colapso del valor de esos activos: la intervención de la Reserva Federal estaba dirigida a contener esa caída de precios.

Todo eso contribuyó a calmar los ánimos en los mercados financieros, pero a un costo que entrañaba nuevos peligros y la composición de los activos de la Fed así lo demuestra. En 2009, la Reserva Federal no tenía entre sus activos ni un título respaldado por hipotecas. Hoy, 40% de éstos se compone de ese tipo de activos (y no se sabe cuántas de esas hipotecas son de mala calidad).

Por otra parte, el volumen astronómico de liquidez inyectado por la Fed en el sistema bancario ha servido para promover la creación de una nueva burbuja especulativa. La flexibilidad cuantitativa inyectó más de 4.4 billones de dólares en el sistema financiero, que debían servir para reactivar la economía real, pero el banco central sólo opera mediante el mundo financiero, y es ahí donde se quedó estacionada la liquidez creada por la flexibilidad cuantitativa.

El testigo de este fenómeno es el crecimiento de los índices bursátiles más importantes. La especulación y los grandes vicios del proceso de financiarización de la economía real siguen como antes de la crisis de 2007-2008. Los esfuerzos por establecer una regulación robusta para el sistema bancario y financiero (ley Dodd-Frank de 2010) fueron tibios, pero hoy, hasta los demócratas estadounidenses contribuyen con la agenda de desregulación y debilitamiento de esa norma. Y con los efectos de la superburbuja en los mercados financieros estamos en presencia de una mezcla tóxica.

La suerte del capitalismo se juega estos años, añade Nadal. Cuarenta años de neoliberalismo a escala planetaria han dejado una cicatriz que no desaparece fácilmente. Son décadas de creciente dominio del sector financiero sobre la economía, de un fuerte castigo al gasto social y una represión de los salarios. Este décimo aniversario nos recuerda que quizás estamos frente a un cambio de esencia en el capitalismo.

Fuente: CLAE www.estrategia.la

]]>
http://contrahegemoniaweb.com.ar/lehman-brothers-la-caida-hacia-una-de-las-peores-crisis-capitalista-que-perdura/feed/ 0
Cooke como hecho maldito del peronismo burgués (Recordar, Repetir, Reelaborar) http://contrahegemoniaweb.com.ar/cooke-como-hecho-maldito-del-peronismo-burgues-recordar-repetir-reelaborar/ http://contrahegemoniaweb.com.ar/cooke-como-hecho-maldito-del-peronismo-burgues-recordar-repetir-reelaborar/#respond Fri, 21 Sep 2018 19:00:31 +0000 http://contrahegemoniaweb.com.ar/?p=12139 Hace 50 años moría John William Cooke, producto de un cáncer de pulmón.

¿Qué sentido tiene recordarlo hoy, cuando nuestras funciones de respiración se ven alteradas no por una enfermedad biológica de nuestro cuerpo sino por lo asfixiante que se torna el saludable momento que atraviesa –que sigue atravesando más bien, deberíamos decir– el cuerpo social? El “realismo capitalista” (como designó el pensador británico Mark Fisher a este sentimiento de que el capitalismo se presente sin fisuras como el único horizonte de posibilidades) está a la orden del día, en Argentina, en Nuestra América y en el mundo entero.

Cooke (el Bebe Cooke; el Gordo Cooke) puede aparecer como una pieza de museo, o más bien como un personaje simpático de una serie de Nettflix (no faltará quien tal vez lo confunda con un personaje de “Paeky Blinders”). Recordar, repetir, reelaborar.

Cooke, lector de Sartre. El joven diputado del peronismo histórico que argumenta como ninguno; el agitador de la resistencia peronista; el preso político y el delegado de Juan Domingo Perón en territorio nacional tras el exilio del líder (incluso, por única vez, el sucesor del General nombrado por él mismo). El Bebe, impulsor de una temprana tendencia revolucionaria del peronismo. El Gordo, hombre de confianza de Ernesto Guevara en Cuba, miliciano en defensa de la Isla contra la invasión imperialista. Cooke, quien muere horas antes de que cayeran en manos de la policía los integrantes de las Fuerzas Armadas Peronistas (FAP) que habían instalado un destacamento de guerrilla rural en Taco Ralo (Tucumán). John William Cooke, el dirigente que supo afirmar que en Argentina los comunistas eran los peronistas, y que el peronismo era el hecho maldito del país burgués hoy se nos presenta, él mismo, como el hecho maldito de un peronismo burgués que –al menos en términos orgánicos– no parece estar dispuesto a ir más allá de una gestión progresista del capital, vía democracia parlamentaria.

Cooke –como supo destacar mi amigo y compañero Miguel Mazzeo– fue un hereje de dos iglesias: la peronista y la de izquierda. Es decir, fue un enemigo declarado de los dogmatismos, y supo habitar las tensiones y la incomodidad de dicha situación.

Aunque de nuevo surge la duda: ¿qué sentido tiene recordarlo hoy?

Quizá para que la invención de las nuevas generaciones no prescinda de una conversación con una determinada herencia, una experiencia del ayer que puede funcionar no como mandato sino como una inspiración para el hoy.

Tal vez –como hemos dicho en más de una oportunidad haciéndonos eco de una reminiscencia benjaminiana– para seguir tejiendo ese secreto compromiso de encuentro entre las generaciones del pasado, y la nuestra.

 

Revisitando papeles de archivo

Hoy quiera rescatar a un Cooke menos conocido que el que suele circular. El que en 1965 publica, a pedido del Comité Editorial de la revista La Rosa Blindada (luego también editorial, fundada y dirigida por José Luis Manghieri) un texto titulado “Bases para una política cultural revolucionaria”, en el que realiza una aguda lectura de los Manuscritos económico-filosóficos de 1844 de Karl Marx.

Cooke no sólo demuestra en este texto ser un lector atento de los clásicos marxistas (empezando por el propio Marx), sino también estar al tanto de los debates marxistas en los distintos tramos de su historia. En tal sentido, basta ver las referencias a Lefebvre o las “notas bibliográficas” no especificadas pero que dan cuenta del manejo que tiene, ejemplificado en la mención que hace de la primera traducción española de los Manuscritos (tomada de la traducción francesa del original alemán).

El Gordo sostiene en este texto que las claves de la acción cultural hay que buscarlas en dos niveles diferentes. Y especifica: por un lado, la teoría general del socialismo; por otro lado, en la correcta interpretación de lo concreto-nacional. Y sale, después de dicha aclaración, al cruce de la “ortodoxia”. Dice Cooke que, por el dogmatismo, el marxismo no se ha permitido situar en su debido lugar al concepto de alienación en Marx, que denuncia el “carácter alienado y alienante de la sociedad burguesa, en la cual tratamos de dirigir la actividad revolucionaria”. Y tras repasar con brillante precisión y claridad el capítulo del “Trabajo enajenado” (alienación del obrero en el producto de su trabajo; alienación en el acto mismo de producción y alienación respecto de sí) recuerda que es bajo la forma política de la liquidación de la condición asalariada que la sociedad en su conjunto podrá implicarse en una dinámica de libertad.

Tal como ya había hecho Milcíades Peña en su Curso de 1958 de “Introducción al Pensamiento de Karl Marx”, también Cooke plantea la necesidad de leer los Manuscritos en serie con El Capital. Recordemos que son los años de auge del estructuralismo y de difusión del “corte epistemológico” promovido por Louis Althusser en su lectura que separa un joven Marx (aún no marxista) y un Marx maduro (científico, plenamente marxista). El frente de batalla teórico se presenta entonces en dos direcciones: contra las interpretaciones hegemónicas en Europa y contra los efectos del stalinismo en la línea soviética para el movimiento comunista internacional. “La relación entre sacrificios gigantescos que demandaba la supervivencia de la Unión Soviética cercada y el objetivo final de lograr la libertad humana quedó olvidada, relegada, reducida a algunas ofrendas retóricas del florilegio formalista”, escribe Cooke.

Meses después, en el mismo medio, León Rozitchner publicará “La izquierda sin sujeto”, en la que discute entre líneas con el texto del Bebe. Los frentes de batalla se multiplican, y no sólo en el terreno de la teoría. Guevara ya ha publicado su texto titulado “El socialismo y el hombre en Cuba”, en donde pone contra las cuerdas las formas de subjetividad que quedan atadas a la forma-mercancía más allá del cambio del régimen político y faltan apenas dos años para que lance su “Mensaje a los pueblos del mundo” a través de la Tricontinental, antes de dirigirse a poner en pie la guerrilla en Bolivia y morir asesinado por la CÍA en el mismo momento en que pretendía llevar adelante su mensaje de crear muchos Vietnam empezando por el Cono Sur de Latinoamérica.

¿Qué rol podían o no jugar los movimientos nacional-populares en una estrategia general de cambio social a escala nacional e internacional? ¿Qué límites encontraba el socialismo como transición? ¿Qué contribuciones podían generar los aportes teóricos y no sólo el avance de las luchas de los pueblos? Preguntas que entonces no quedaron en manos de intelectuales que desde su torremarfilismo desplegaban sus elucubraciones sino que fueron parte de los debates que las militancias  y, como parte de ellas, una determinada cantidad de intelectuales críticos, intentaron dar por distintos medios para hacer carne aquello sentenciado por Lenin. A saber: que sin teoría revolucionaria no proceso revolucionario. O para decirlo con un argentinismo esgrimido por León: que cuando el pueblo no lucha la filosofía no piensa, pero –podríamos agregar– cuando los pueblos luchan y las filosofías no piensan estamos frente a una incoherencia si se quiere seguir posicionado en la barricada del pensamiento crítico.

“Criticar teóricamente/revolucionar prácticamente!, tal como supo escribir Marx en sus Tesis sobre Feuerbach. Algo que el Gordo Cooke, como tantos en aquellos años, hicieron carne a través de su praxis revolucionaria.

 

* #LibrosyAlpargatas: reseñas de un escritor cabeza, columna radial en La luna con gatillo (jueves de 19 a 21 horas por Radio Eterogenia: www.eterogenia.com.ar)

 

]]>
http://contrahegemoniaweb.com.ar/cooke-como-hecho-maldito-del-peronismo-burgues-recordar-repetir-reelaborar/feed/ 0
Foro Feminista contra el G20: “nosotrxs queremos poner en discusión la mercantilización de nuestras vidas” http://contrahegemoniaweb.com.ar/foro-feminista-contra-el-g20-nosotrxs-queremos-poner-en-discusion-la-mercantilizacion-de-nuestras-vidas/ http://contrahegemoniaweb.com.ar/foro-feminista-contra-el-g20-nosotrxs-queremos-poner-en-discusion-la-mercantilizacion-de-nuestras-vidas/#respond Fri, 21 Sep 2018 18:05:06 +0000 http://contrahegemoniaweb.com.ar/?p=12144 Se lanzó el martes 11 de septiembre el LLamamiento Internacional a la Movilización frente al G20-FMI.  Entre las organizaciones participantes dialogamos con integrantes del Foro Feminista Contra el G20.

Por Viviana Palmbaum

Entrevistamos a Carolina Balderrama, periodista de la Red Par y despedida de Telam,  y a Patricia Laterra, del espacio Economía Feminista de la Sociedad de Economía Crítica y Asamblea Mejor Sin TLC, sobre las acciones concretas que proponen el Foro Feminista contra el G20 y sobre las implicaciones concretas que tienen las políticas que impulsa este Foro Económico sobre las luchas y las vidas de las mujeres, travestis, lesbianas, bisexuales y no binaries.

El 1 y 2 de octubre las feministas populares y en resistencia se van a reunir para realizar un Segundo Foro Feminista, esta vez como respuesta a las sesiones del grupo de afinidad Woman20 (W20 por sus siglas en inglés). Afirman que “nos reunimos para dar respuesta a las políticas y a la perspectiva neoliberal que tiene el G20 para las mujeres. Nosotras no solamente somos mujeres, sino que somos lesbianas, bisexuales, trans, travestis”.

¿Que es el empoderamiento feminista?

Desde el Foro discutimos fuertemente este espíritu de emprendedurismo y empoderamiento que tienen las mujeres empresarias que lleva adelante el W20. Las feministas estamos organizadas para no permitir que el poder corporativo nos arrebate nuestro discurso, ya que hacen un uso instrumental y utilitarista de la noción de “empoderamiento feminista” que supimos construir durante muchos años de feminismo. Así mismo, queremos que nuestra voz se alce ya que este es un foro que propone una máscara superficial a nuestros problemas, al mismo tiempo que estipula políticas de inclusión laboral, los gobiernos que componen el G20 aplican programas de austeridad y endeudamiento que claramente van en contra del espíritu de inclusión que dicen pregonar. En este sentido vamos a responder con acciones concretas el 1 y el 2 de octubre con un Segundo Foro Feminista desde las resistencias populares.

El 1 de octubre vamos a realizar acciones de visibilización callejeras, con manifestaciones y performances, y el 2 de octubre con conversatorios para poner en dialogo, democratizar la palabra y socializar los saberes de cuáles son los impactos que la agenda del G20 y del W20 tiene en nuestras condiciones de vida como mujeres, lesbianas, trans, travestis, bisexuales, no binaries, migrantes, afrodescendientes, campesinas, trabajadoras.

Las acciones del Foro Feminista no terminan en octubre, vamos a acompañar la semana de acción global y la Cumbre de los Pueblos que se va a realizar del 25 al 30 de noviembre.

Encuentro de confluencia

El encuentro que tuvimos acordó una marcha unitaria de un amplio sector de organizaciones nacionales e internacionales sindicales, movimientos sociales, partidos políticos, organizaciones feministas. Ese será el acto contundente de nuestro repudio a los programas neoliberales de austeridad, endeudamiento y recorte de la seguridad social y precarización de las condiciones de vida que tiene el G20 y el FMI para nuestros pueblos. Asimismo, con otro sector de organizaciones que viene confluyendo desde la Cumbre de los Pueblos frente a la Organización Mundial del Comercio (OMC) proyectamos realizar realizar una contra Cumbre, desde los países latinoamericanos y las históricas confluencias internacionalistas en resistencia, porque creemos que este momento nos convoca a pensar los impactos que tienen estas medidas y también las alternativas que proponemos para superar las crisis, como crisis civilizatoria, sino también para resistir en este contexto de avanzada sobre nuestros derechos económicos, sociales, políticos y culturales.

Hacia una vida digna

Tal como afirmaron,  Carolina Balderrama y Patrica Laterra,  “el Foro Feminista pone en diálogo las diferentes perspectivas de los feminismos populares, porque entendemos que los feminismos son muchos y los impactos que tienen estas políticas también son amplios, no son solo hacia un sector”.

¿A que se refieren cuando expresan que el mercado intenta apropiarse de un discurso que construyó el feminismo?

Es necesario visibilizar nuestras acciones, porque el W20, que funciona desde 2015 como grupo de afinidad del G20, lo que hace es apropiarse de un discurso que construyó el feminismo, que es el empoderamiento de nosotras, que desde las bases, de origen popular, fuimos construyendo en torno a la expropiación de nuestros cuerpos- territorios, en amplias manifestaciones de la vida.

El W20 le habla a mujeres empresarias, quiere de las mujeres una mecanización y una instrumentación empresaria y nos preguntamos ¿hay lugar para todxs? ¿hay lugar para esa imagen del éxito que quieren de nosotras, de mujeres exitosas, emprendedoras que trabajan a través de aplicaciones, apps, de internet en los teléfonos y que al parecer se autosustentan?

Nosotras creemos que esa es una imagen irrealizable, una política irrealizable porque tiene un carácter de clase y raza muy claro, porque mientras algunas mujeres pueden realizarse en este modo de vida, “incluirse”, la visión de inclusión, de la cual nosotras somos críticas, es acotada. Es una inclusión con un carácter de clase muy puntual, mientras que las mujeres, las travestis, las trans, las lesbianas, las campesinas, de los sectores populares e inclusive medios no pueden realizarlo de la misma manera, por las discriminaciones, por la violencia económica, hoy el espacio de la política, inclusive la política fiscal –que es acotada- no tienen ni un carácter ideológico ni económico para poder realizarlo. Mientras que todos sus ejes hablan de inclusión vivimos un ajuste, vía discurso, del déficit fiscal muy grande. Al mismo tiempo este fenómeno no solo es en Argentina. El W20 habla de inclusión financiera, pero de que inclusión estamos hablando si los microcréditos que endeudan a tasas usureras a las mujeres, no las incluyen sino que les generan un peso mayor. Hay mucha evidencia empírica respecto a los estragos que han hecho los microcréditos y los créditos redirigidos hacia las mujeres con la excusa de que no estamos incluidas o nos cuesta acceder al mercado de créditos. La cuestión es a que costo y a que formas.

Otra cuestión importante a destacar es que este foro nos habla del desarrollo rural de las mujeres y de la sustentabilidad alimentaria. Argentina acaba de desarmar la Secretaria de Agricultura Familiar, despidiendo a 458 personas, una de las secretarias clave para el desarrollo rural y la soberanía alimentaria.

¿Qué proponen?

En principio proponemos que todos estos debates se visibilicen. Creemos que es necesario tender diálogos para que los feminismos podamos profundizar en cuestiones económicas porque tienen impactos claros y diferenciales en nuestras vidas. El Poder Corporativo y la globalización parecen inconmensurtables pero todas esas agendas están íntimamente relacionadas con los programas de austeridad, profundización neoliberal y violencias de todo tipo que vivimos en el mundo.

Nosotras queremos discutir la agenda. Pero no con cualquier carácter. Queremos ingresos acordes a la sostenibilidad de nuestras vidas, queremos acceso al trabajo pero también queremos políticas públicas que socialicen el trabajo doméstico y de cuidados. Queremos discutir la organización social del cuidado, con todos los actores involucrados, y no queremos que todas esas políticas se realicen a costa de un mayor endeudamiento nuestro.

Entonces, por un lado se pone de manifiesto estipulan políticas con perspectiva de género y por otro, nosotras hacemos un análisis, que es imposible aplicar esas políticas sin presupuesto para los servicios públicos, los servicios básicos, la seguridad social. Necesitamos pensar otro tipo de políticas más garantistas hacia una vida digna, que está en un constante acecho por los gobiernos neoliberales, que cada vez se profundizan más en la región latinoamericana y en el mundo.

Creemos que todas estas agendas son focalizadas en un ideal de mujer que es la mujer empresaria, las mujeres liderezas pero nada dicen nada de como esas agendas son irrealizables sin los planes de ajuste neoliberales, que llevan a cabo los gobiernos latinoamericanos en un amplio espectro. Tampoco hablan de los impactos más profundos en nuestros modos de vida, cuestión que también queremos discutir, que tienen las nuevas formas de racionalización económica, que se dan a través de las economías de plataformas, la economía de algoritmo, la “uberización” del trabajo.

Todas estas formas implican mediatizaciones que precarizan aún más nuestras vidas, no solo por la quita de derechos, o por la baja de los estándares laborales que implican, sino por sus formas concretas de aplicación,  que implican el aumento de jornadas laborales, la superposición de tareas, los controles de productividad vía algoritmos. Nosotrxs queremos poner en discusión la mercantilización de nuestras vidas,  que se dispara bajo estas formas,  y pensar alternativas al respecto.

 

 

fuente: http://www.marcha.org.ar/

]]>
http://contrahegemoniaweb.com.ar/foro-feminista-contra-el-g20-nosotrxs-queremos-poner-en-discusion-la-mercantilizacion-de-nuestras-vidas/feed/ 0
*LAS PUEBLADAS NO NECESITAN PERMISO NI AUTORIZACIÓN* ♦ http://contrahegemoniaweb.com.ar/las-puebladas-no-necesitan-permiso-ni-autorizacion-%e2%99%a6/ http://contrahegemoniaweb.com.ar/las-puebladas-no-necesitan-permiso-ni-autorizacion-%e2%99%a6/#respond Fri, 21 Sep 2018 17:00:15 +0000 http://contrahegemoniaweb.com.ar/?p=12137 Por ese preciso motivo esta gestión de gobierno, caracterizada por sobreactuar su arrogante fortaleza y denigrar y corromper a las burocracias sindicales, tuvo que sentarse a negociar, con las humildes familias, con lxs simples directorxs de las comunidades movilizadas. Tuvo que atender cada uno de los reclamos planteados, y aceptar que una comisión conformada por las comunidades fiscalice el cumplimiento de lo pactado.

Después de esta histórica movilización que sigue en marcha, a pesar de las ninguneadas, los desprecios, los amedrentamientos y los atentados sufridos, tomó estado nacional y se convirtió en ejemplo sobre el método de como enfrentar al poder soberbio y a la desarticulación que generan las dirigencias de los sindicatos

Moreno hoy puede exhibir una batalla ganada ante una gestión de gobierno que se mostraba inquebrantable. Además, muestra el camino de unidad desde las bases y la asunción del protagonismo necesario para ganar las siguientes batallas por la dignidad y los derechos históricamente pisoteados.

Esta fortaleza, seguramente no fue construida de la noche a la mañana, tiene antecedentes de otras luchas, tiene una historia de resistencia en cada barrio, tiene un sinfín de voces de encuentros y desencuentros, de indignaciones transformadoras. Tiene los anticuerpos contra las agachadas de dirigentes traidores. Tiene la firme obstinación de que nos merecemos un mejor futuro.

Una batalla ganada. Lo grandioso y lo insignificante del mismo hecho. El poder de los de arriba sólido y robusto, pero con un magullón nuevo. La dignidad de los de abajo rejuvenecida y envalentonada. La siguiente batalla nos espera.

Cada unx de nosotrxs, hoy más que nunca, debemos seguir alertas y movilizadxs. La habilitabilidad total (y no parcial) de cada escuela, es la que se debe garantizar antes que nada para que se reestablezcan las clases.  Para esta nueva etapa creemos  que los representantes al comité deban necesariamente refrendar sus decisiones permanentemente.

 

NI UN PASO ATRÁS!!!VIVA LA LUCHA POR LA EDUCACIÓN PÚBLICA!!!!

VIVA LA RESISTENCIA DE LAS COMUNIDADES EDUCATIVAS!!!!

SANDRA Y RUBÉN PRESENTES!!!!

 

LA BORDÓ MORENO – *EN EL ENCUENTRO COLECTIVO DOCENTE DE LA PROVINCIA DE BUENOS AIRES

 

 

 

]]>
http://contrahegemoniaweb.com.ar/las-puebladas-no-necesitan-permiso-ni-autorizacion-%e2%99%a6/feed/ 0
Valko: “Quieren convertir un espacio pluricultural en un desierto” http://contrahegemoniaweb.com.ar/valko-quieren-convertir-un-espacio-pluricultural-en-un-desierto/ http://contrahegemoniaweb.com.ar/valko-quieren-convertir-un-espacio-pluricultural-en-un-desierto/#respond Fri, 21 Sep 2018 05:30:52 +0000 http://contrahegemoniaweb.com.ar/?p=12129 El domingo 9 de septiembre, el escritor Marcelo Valko compartió sus investigaciones sobre el genocidio de los Pueblos Originarios ante medio centenar de personas que colmaron el Salón Comunitario Cacique Manuá de Punta Querandí, territorio ancestral ubicado entre Dique Luján (Tigre) y Maschwitz (Escobar). “Hay similitudes muy interesantes entre lo que sucede en Punta Querandí, un lugar ancestral y sagrado, con el genocidio que perpetraron los que ‘construyeron’ un desierto porque lo vaciaron de seres humanos”, afirmó. Cobertura fotográfica y entrevista a Marcelo Valko por Leo Crovetto.


Más de 50 personas se acercaron hasta la Comunidad Indígena Punta Querandí para escuchar a Marcelo Valko, autor de numerosos libros como Desmonumentar a Roca, Pedagogía de la desmemoria, Los indios invisibles del Malón de la Paz y el más reciente, El Malón que no fue.

La conversación comenzó unos minutos después de las 15 horas y se extendió hasta las cinco de la tarde. Algunos de los visitantes llegaron desde la mañana, disfrutaron de un guiso de lentejas y aprovecharon para conocer las distintas construcciones y espacios de la comunidad, en particular el Museo Autónomo de Gestión Indígena y la Biblioteca recientemente inaugurada.

Luego, en una entrevista, Marcelo Valko trazó un paralelo con la mal llamada “Campaña al Desierto” de hace casi 150 años y la situación de la Comunidad Indígena Punta Querandí.

“Hay similitudes muy interesantes entre lo que sucede en Punta Querandí, un lugar ancestral y sagrado, con el genocidio que perpetraron los que ‘construyeron’ un desierto porque lo vaciaron de seres humanos”, dijo en relación a las matanzas del Estado Nacional en Pampa-Patagonia a fines del Siglo XIX.

Valko describió que en aquellos tiempos “se desalojaron a enormes contingentes de población, los embarcaron y trajeron a Buenos Aires para repartir a los niños como si fueran perritos”. Y remarcó una frase de Estalisnao Zeballos, a quien definió como el ideólogo de Julio Argentino Roca: “La barbarie está maldita y no quedarán en la Pampa ni los vestigios de sus huesos”.

“Ellos no solamente vacían de personas vivas el territorio, sino que se llevan los restos esqueletarios, por eso el Museo de La Plata tiene 10 mil restos humanos”, explicó.

Con respecto al peligro que asecha en la actualidad a Punta Querandí, reflexionó: “Esto es comparable a lo que se hizo durante la conquista del llamado desierto: quieren sacar a toda esta gente que está habitando un espacio pluricultural de distintos pueblos originarios y convertirlo en un desierto”.

“Estos countries tan coquetos que tenemos enfrente se quieren apropiar de este pequeño lugar, que es un espacio de geografía sagrada por toda la gente que habitó y murió en este territorio”, manifestó Marcelo.

Según su razonamiento, “los restos de culturas originarias nos enriquecen como Nación, entonces estas personas que están defendiendo Punta Querandí frente a todo este poder, lo que hacen es mantener la memoria de la Patria Grande”.

Valko resaltó algunos símbolos visibles desde el territorio comunitario, como la casilla de vigilancia con los guardias de seguridad privada, la Iglesia adentro del barrio privado a poco metros de la comunidad y “esta escultura a mis espaldas, este animal sagrado, la yaguareté embarazada”.

“En Punta Querandí se esta pariendo una nueva vida, como en tantos sitios estamos pariendo una Patria Grande que va a venir, va a llegar”, dijo con optimismo el investigador.

RECONSTRUIR LA HISTORIA

Entre la concurrencia había una gran cantidad de trabajadoras de la educación. Una de ellas, Marisa Melendi, quien vino a Punta Querandí dos años seguidos con los alumnos del colegio privado Sarmiento de Ingeniero Maschwitz, subrayó: “Rescato la posibilidad que nos da Valko de desmemoriar nuestra historia y reconstruirla con los hechos reales”.

“Nos contaron una historia deformada, escrita por quienes se beneficiaron con el exterminio de culturas para apropiarse de sus tierras”, agregó la docente y destacó que el despojo de los territorios indígenas continúa al día de hoy.

“Lo mismo pasa en Punta Querandí que es un lugar sagrado ancestral que se enfrentó al negocio inmobiliario, al poder económico y político, a quienes se apropiaron de nuestros humedales, a quienes cercaron nuestros caminos y miraron al costado cuando desenterraron restos humanos y arqueológicos de un cementerio indígena para construir barrios privados”, manifestó.

“Pronto los desmemoriados seremos más y la verdad y la paz hará de Punta Querandí un lugar de memoria, de unión y de diversidad que prevalecerá a todo otro interés”, concluyó Marisa.

RELEVAMIENTO TERRITORIAL O DESALOJO

Punta Querandí es una comunidad indígena pluriétnica enclavada entre los barrios privados, en una zona ancestralmente habitada por querandíes, chanás y guaraníes, que hoy corre peligro de desalojo por un juicio iniciado por Jorge O’Reilly, presidente de la desarrolladora inmobiliaria EIDICO. A la vez que amenaza a nuestra comunidad, este empresario es uno de los responsables de la destrucción del equilibrio ambiental en nuestra región, lo que dio como resultado el aumento de las inundaciones, el desplazamiento de pobladores históricos y la devastación de cementerios indígenas.

Mientras O’Reilly nos acusa de ser usurpadores, hemos sido reconocidos como comunidad indígena en el juicio civil de desalojo, que en los próximos meses dictará sentencia. Por su parte, la Justicia Penal de San Isidro rechazó en primera y segunda instancia la medida solicitada por el empresario. En paralelo, Punta Querandí reclama al Instituto Nacional de Asuntos Indígenas (INAI) la ejecución del Relevamiento Territorial previsto en la Ley 26.160, sin obtener ninguna respuesta oficial.

PRÓXIMAS ACTIVIDADES

Domingo 16 de septiembre: Jornada de trabajo comunitario para fortalecer nuestro espacio territorial

Domingo 23 de septiembre: Celebración guaraní del Ara Pyahu en el Opy, casa ceremonial de barro y paja. Desde las 10hs. Ceremonia a las 12hs. Festival desde las 14.

Domingo 30 de septiembre: Taller de Mimbre, guiado por Mónica Santos, vecina de la Isla de Tigre.

LOCALIZACIÓN

La Comunidad Indígena Punta Querandí se encuentra entre la calle Brasil, la desembocadura del Arroyo Garín y el Canal Villanueva, en el Paraje Punta Canal, entre las localidades de Dique Luján (Tigre) y Maschwitz (Escobar), Provincia de Buenos Aires. Humedales continentales del río Luján.

Acceder a mapa: goo.gl/IzkVrT

Nos encontramos a:

– 50 km de la Ciudad de Buenos Aires

– 18 km de la estación de tren de Tigre

– 6 km de la Autopista Panamericana (Bajada Maschwitz – Boulevard Villanueva)

– 5 km de las Islas del Delta del Paraná (Canal Villanueva y río Luján)

– 1 km de la Ruta 26 y calle Brasil (Paraje Punta Canal)

TRANSPORTE PÚBLICO

– Al Paraje Punta Canal te llevan dos colectivos: el 291 (desde Escobar, Maschwitz, Dique y Benavidez) y el 720 cartel verde La Ñata (desde Tigre Centro, Rincón y Dique)

– Desde Maschwitz un remise a Punta Querandí cuesta 120$

– A Tigre centro te recomendamos ir con el tren Mitre que sale de Retiro

– A Maschwitz sugerimos ir con el 60 o 194 por Panamericana

– El tren a Maschwitz pasa pocas veces por día. Los domingos sale de Villa Ballester: 09:28 – 12:20 – 15:32. Para regresar: 15:38 – 18:38

– Desde Liniers: el 21 te acerca hasta la Ford de Pacheco.

– Desde Moreno y San Miguel: el 203 te deja en Panamericana y ruta 202.

Contacto: (011) 1544041382 – 1559422784

movimientoendefensadelapacha@gmail.com

http://www.facebook.com/puntaquerandi

http://twitter.com/puntaquerandi

 

Fuente: Anred

]]>
http://contrahegemoniaweb.com.ar/valko-quieren-convertir-un-espacio-pluricultural-en-un-desierto/feed/ 0
El Caso López en 20 puntos http://contrahegemoniaweb.com.ar/el-caso-lopez-en-20-puntos/ http://contrahegemoniaweb.com.ar/el-caso-lopez-en-20-puntos/#respond Fri, 21 Sep 2018 05:30:41 +0000 http://contrahegemoniaweb.com.ar/?p=12126
(Por HIJOS La Plata)
“El 18 de septiembre de 2006 se produjo la desaparición forzada de Jorge Julio López, militante político en la década del ’70 y sobreviviente de los Centros Clandestinos de Detención de la Policía Bonaerense y como tal testigo de cargo, en el marco del primer juicio oral de envergadura que llegaba a sentencia en Argentina con posterioridad a la nulidad de las leyes de obediencia debida y punto final por los crímenes de lesa humanidad acontecidos en la última dictadura militar. Esa causa judicial sentó precedente dentro del derecho argentino, tras utilizarse por primera vez la figura de Genocidio, y en consecuencia la primera condena judicial que contemplaba ese delito en nuestro país. López fue desaparecido el mismo día donde debían exponerse los alegatos de su querella, en el juicio seguido contra el ex Director de Investigaciones de la Policía de la Provincia de Buenos Aires, Miguel Osvaldo Etchecolatz”. Este es el punto 1) “El hecho” con que HIJOS La Plata comienza el analisis exhaustivo de la represión estatal, la trama de complicidades y los encubrimientos, entre otras aristas, en torno del caso de Jorge Julio López de cuya desaparición se cumplen este martes 18 de setiembre 12años. Más abajo, el resto de la investigación.

2. EL TESTIGO
Jorge Julio López nació en 1929 en General Villegas, Provincia de Buenos Aires. De joven se vino a La Plata para trabajar en algunas quintas de la zona, y después durante más de cuarenta años como albañil. Se construyó su propia casa en la esquina de 140 y 69 en el barrio de Los Hornos. Allí mismo participó desde 1973 de las actividades de la Unidad Básica “Juan Pablo Maestre” de la JP y Montoneros de La Plata.
La represión de Estado desató una persecución sobre ese grupo militante entre octubre y noviembre de 1976, secuestrando a una docena de personas del mismo barrio, acribillando y quemando la sede de la Unidad Básica. La mayoría de los compañeros militantes de ese espacio permanecen desaparecidos. Julio López fue secuestrado por primera vez de su casa en Los Hornos en la noche del 27 de octubre de 1976.

3. EL TESTIMONIO
López testimonió por primera vez en el Juicio por la Verdad en julio de 1999. Contó que estuvo desaparecido durante 160 días hasta que fue legalizado. Después permaneció 812 días detenido a disposición del Poder Ejecutivo Nacional en la Unidad 9 y fue liberado en junio de 1979.
También participó en dos inspecciones oculares realizadas por la Cámara Federal de La Plata en los ex CCD en agosto de 2001, y señaló los lugares de ejecución y exterminio de cuerpos. Pese al paso del tiempo había detallado todo el horror vivido en su secuestro en unos cuadernos con textos y dibujos. Allí contaba su paso por los Centros Clandestinos del Destacamento y Pozo de Arana, las Comisarías 5ta. y 8va. y su blanqueo como detenido legal en la Unidad 9. El testimonio mencionaba a decenas de secuestrados a los que pudo reconocer o saber su nombre, así como más de una docena de represores como Garachico, Aguiar, Urcola, Gijena, Basualto, Orellana, Gómez, Ponce, Guallama o el propio Etchecolaz. Su caso estuvo patrocinado por la querella del espacio Justicia ya La Plata. Nilda Eloy, integrante de la Asociación de Ex Detenidos Desaparecidos, recuerda que antes de ingresar a dar su testimonio en el juicio a Etchecolatz, en julio de 2006, López pidió permiso para hablar de la militancia en Los Hornos y afirmó “va por los compañeros”.

4. EL GENOCIDA
El comisario Miguel Osvaldo Etchecolatz fue formalmente Director General de Investigaciones de la Policía bonaerense entre 1976 y 1979. En realidad fue el coordinador de los Grupos de Tareas que regenteaban los CCD, comandaba personalmente los operativos de secuestro y presenciaba las sesiones de tortura y los fusilamientos. Así lo prueba su presencia y rol de mando en la masacre cometida en la casa Mariani-Teruggi de calle 30 entre 55 y 56, donde fueron asesinados 5 militantes Montoneros y apropiada Clara Anahí Mariani Teruggi, nieta de la fundadora de Abuelas, Chicha Mariani.

En su testimonio, López contó que Etchecolatz y Guallama estaban presentes en el operativo de su secuestro, y que estando en la Comisaría 5ta. en una sesión de tortura, apareció el comisario gritando “¡Ahora vas a cantar gringo!”, mientras ordenaba que subieran la intensidad de la picana.
Además relató que durante su secuestro en el “Pozo de Arana”, compartió encierro con una joven pareja militante que conocía del barrio de Los Hornos. Eran Patricia Dell ´Orto y Ambrosio De Marco. Patricia le pidió a Julio que si salía, fuera a su casa, avisara a su familia dónde se encontraba y que le transmitiera a su pequeña hija cuánto la quería. Días después de ese encuentro, López pudo observar la macabra ejecución de Dell ‘Orto y De Marco dirigida por Etchecolatz.
Habiéndose negado a declarar durante el juicio de 2006, con López ya desaparecido y tras conocer la contundencia de los testimonios en su contra, el genocida amenazó al Tribunal 1 de La Plata antes de recibir sentencia con una frase que lleva 10 años sin aclararse: “No es este tribunal el que me condena. Son ustedes los que se condenan”.

5. EL CIRCUITO CAMPS
El esquema represivo del Terrorismo de Estado en nuestra zona se denominó “Circuito Camps”, en alusión al general Ramón Camps, jefe de la Policía Bonaerense durante la última dictadura. Comprendía más de 29 Centros Clandestinos de Detención en todo el conurbano, desde el Comando de Operaciones Tácticas en Martínez, hasta los chupaderos de Arana en el sur de La Plata y pasando por las Brigadas de Investigaciones de Lanús, San Justo, Quilmes y Banfield entre otras. Por estos lugares de horror pasaron miles de secuestrados que sufrieron torturas, violaciones, asesinatos y robo de bebes. Cada centro cumplía una función específica como fichaje, ablande, deposito, exterminio y blanqueo de detenidos.
En La Plata los centros más importantes fueron la Brigada local, las comisarias 5ta. y 8va., el Destacamento y la Casona de Arana, la sede de Infantería y Caballería, y la Unidad 9.
La reconstrucción del funcionamiento de este esquema solo se pudo realizar por el aporte de los sobrevivientes y ex detenidos, ya que el Estado nunca se dignó a investigarlo seriamente. La mayoría de los crímenes cometidos en estos campos continúan aún impunes.

6. EL SEÑUELO
Dos días después de la desaparición de López, apareció un cadáver acribillado con disparos calibre 9 mm, y calcinado, en el Camino Negro, lugar paradigmático para la ciudad de La Plata donde las organizaciones paramilitares de la derecha peronista CNU y Triple A asesinaban a los militantes populares en el período de terrorismo estatal previo al golpe de 1976. En ese hecho la propia Policía bonaerense informó a la prensa que el cadáver correspondía a Jorge Julio López. Este homicidio fue el primer hecho mafioso para generar confusión en la investigación de la desaparición de López: la persona había sido asesinada el día martes 19 (fecha en que se leía el veredicto de la causa Etchecolatz) y calcinada al día siguiente. La identidad de la persona nunca fue corroborada, si bien se supo posteriormente que los rasgos no se correspondían con las características de López.

7. LAS LLAVES
A fines de noviembre de 2006 apareció un juego de llaves debajo de un rosal en el jardín de la casa de López. Si bien correspondían a la familia, no se pudo determinar desde cuando estaban allí. Las pericias de la Gendarmería y la Policía bonaerense son contradictorias: una mencionaba que las llaves llevaban poco tiempo en el jardín, la otra afirmaba que hacía más de tres meses que estaban a la intemperie. Lo único cierto fue que a dos meses del hecho el lugar del hallazgo nunca había sido rastrillado debidamente. Por ese jardín habían pasado varias veces el gobernador Felipe Sola y el ministro de seguridad León Arslanián en visita a la familia. Para los organismos deDDHH fue un nuevo mensaje mafioso.

8. LOS RASTRILLAJES
Desde el comienzo de su intervención en la causa López, la Policía Bonaerense se encargó de sembrar pistas falsas y estropear las más creíbles. Realizaron un rastrillaje en la localidad de Atalaya, partido de Magdalena, a solo 5 días de la desaparición de López y sin que de la causa surjan motivos suficientes. En el operativo participaron cinco policías, tres de la División Canes y dos de la Comisaría 3ra. de Los Hornos a cargo del capitán Eduardo Zaffino, en un auto sin identificación y con ropas de civil. Según los testimonios de los propios policías, los perros se dirigieron desde la ruta hasta la casa de Rubén Darío Durso, Delegado Municipal de Atalaya.
En lugar de agotar el procedimiento, los policías se pusieron a merendar en la casa del delegado mientras los perros quedaron afuera. Luego se llevaron los perros y sin labrar acta dejaron dos vigilantes de guardia. La misma noche una comitiva volvió a la casa de Durso, con los fiscales Marcelo Martini y Javier Berlingieri, la jefa de la Departamental La Plata, Victoria Huck, el jefe de la Distrital La Plata, Marcelo Medoro y el capitán Zaffino, hoy condenado por el fusilamiento de Darián Barzábal en un patrullero de la Comisaria 3ra. Pese a que los perros reconocieron en la casa prendas y un colchón con rastros de López, desviaron los rastros y abandonaron el rastrillaje por “lo tupido de la vegetación y la oscuridad reinante”. Idénticas irregularidades se produjeron con materiales resultantes de investigaciones paralelas realizadas por la policía bonaerense.

9. EL ALLANAMIENTO CANTADO
Desde el primer momento los organismos de DDHH sostuvieron que había que investigar a los represores recluidos en el penal federal de Marcos Paz, donde se encontraban alojados Etchecolatz y otros genocidas. Se pidió que el juez realizara un allanamiento. Sin embargo, el procedimiento se realizó seis meses después y en las peores condiciones. El juez Corazza resolvió no realizar un allanamiento, medida judicial que por sentido común debe llevarse a cabo sin previo aviso al Servicio Penitenciario, y en la que puede participar el juez y la querella. Sin embargo, diez días antes el juez se reunió con el Ministro de Justicia de la Nación pidiéndole que se hiciera cargo del operativo. El resultado fue que el 23 de marzo de 2007 se realizó una requisa en el penal de Marcos Paz a cargo del propio Servicio Penitenciario Federal, sin la presencia del juez ni de ningún otro funcionario judicial y con la participación de integrantes de la SIDE, la Policía Federal y la Bonaerense.
Recién en octubre de 2014 los fiscales Marcelo Molina y Juan Martin Nogueira pidieron la indagatoria de siete agentes del SPF, por irregularidades en el registro de visitas al pabellón de lesa humanidad de Marcos Paz en los meses siguientes a la desaparición de López.

10. LA AGENDA
En el allanamiento cantado se secuestró una agenda perteneciente a Etchecolatz. Allí figuraban los datos de Susana Beatriz Gopar, policía bonaerense en actividad que había actuado en Interpol durante la dictadura y que vivía a 5 cuadras de la casa de López. Un vecino de López había dicho en la causa que lo había visto la mañana de su desaparición “entre la verdulería y Edelap”, es decir, en calle 66 entre 137 y 138, parado de espaldas a la calle y de frente a las fachadas, como buscando algo. En esa exacta dirección vivía Gopar, que además era una de los 9 mil agentes de la Bonaerense de la dictadura que estaban activos al momento de la segunda desaparición de López.
Citada a declarar en el Juicio por la Verdad en septiembre de 2007, Gopar dijo “no fui secretaria de Etchecolatz”, “estuve muy poco en la dirección de Investigaciones. Viví con carpetas médicas”. Aseguró que no conocía a Etchecolatz y al preguntársele de dónde habría sacado su número telefónico Etchecolatz, afirmó “no sé, a mi casa no llamó y eso puede constatarlo por mi número, ni yo lo llamé”.
A pedido de la querella se ordenaron tareas de inteligencia, y la Policía de Seguridad Aeroportuaria realizó seguimientos e intervino sus líneas de teléfono. Frente a la trascendencia pública de la pista, el ministro León Arslanián decidió pasar a retiro a Gopar en una fecha simbólica, el 18 de septiembre de 2007, fecha del primer aniversario de la desaparición de López. Otro dato inquietante aportaba sospechas: Gopar era oriunda de Pehuajó, ciudad donde Etchecolatz había trabajado a comienzos de los setenta y de donde era oriundo el médico policial Carlos Falcone, uno de sus visitantes en Marcos Paz. Pese a las evidencias de que la mujer había mentido ante la justicia, y ante los pedidos de allanamientos de su casa por la querella de la causa, ni el juez Corazza ni el fiscal Sergio Franco aceptaron avanzar.
A fines de 2008 la pista de Susana Gopar volvió a activarse. Algunas de las escuchas de la PSA sobre la sospechosa fueron enviadas a la Oficina de Observaciones Judiciales de la SIDE (denominada “Ojota” por sus siglas) y nunca fueron devueltas. para tratar de limpiar el audio. Pero el material nunca regresó. La cuenta de correo electrónico de Gopar también fue interceptada, y pese a que había información sobre el CCD de Arana, nunca se profundizó la investigación. Finalmente, Susana Gopar se mudó de su casa de Los Hornos sin ningún allanamiento.

11. LA BONAERENSE
Existió una mecánica de “blanqueo” en la causa judicial de las investigaciones realizadas en forma paralela y sin control judicial por las fuerzas de seguridad e inteligencia, que sólo a partir de los reclamos de los organismos de DHH fueron ingresadas al expediente. Para colmo, varias pistas importantes de las investigaciones fueron entregadas por el gobernador Felipe Solá a una comisión cuyos responsables fueron partícipes de la dictadura como el Superintendente Roberto Silva, ingresado en la Bonaerense en marzo del 77. Otra pista donde una de las personas investigadas tenía relación familiar con miembros de la fuerza en actividad con acceso a la causa fue asignada a Oscar Alberto Farinelli, oficial activo en la Dirección General de Inteligencia (DIPBA) de la Bonaerense durante la dictadura. Eso quiere decir que estaba en esa función cuando López fue secuestrado y desaparecido en 1976. Farinelli llegó a Jefe de esa Dirección en 1997 y fue hasta 2007 titular de un organismo de similares funciones, la Superintendencia de Evaluación de la Información para la Prevención del Delito. Mientras tanto, algunas otras líneas de investigación derivadas de testimonios inverosímiles ocuparon cientos de fojas. Es necesario destacar un caso surrealista: el 25 de diciembre de 2006 se realizó un procedimiento en base a las declaraciones de una persona de origen peruano, residente en Argentina, quien se comunicó telefónicamente con una amiga que vive en Perú la que, según el declarante en la causa, “por la noches se convierte en águila”. La justificación policial de la inclusión de este elemento en la causa fue que “en uno de sus vuelos nocturnos la mujer-pájaro avistó a Julio López en un campo cercano a La Plata”. Esta declaración provocó la movilización de tres comisarías y un procedimiento que incluyó decenas de traslados, móviles, identificación de personas y declaraciones testimoniales.

12. LA SIDE
La querella de los organismos de DDHH requerimos al juez Corazza que pidiera al Servicio de Inteligencia del Estado todo el material de sus tareas de inteligencia previo al juicio a Etchecolatz de 2006. La SIDE negó haber efectuado tareas respecto de ese juicio pero, con un contenido claramente intimidatorio, envió un informe sobre el juicio al capellán policial Christian Von Wernich, siguiente juicio oral en La Plata. Por otra parte, sin notificar al juez federal y con aval del gobierno de Néstor Kirchner, la SIDEentregó a familiares y allegados de López una flota de teléfonos celulares y radio Nextel para entorpecer la investigación: generando escuchas falsas, inutilizando otras verdaderas y ocultando cruces telefónicos, medidas básicas en la investigación de un secuestro. Además figuran en la causa detallados informes de inteligencia de la SIDErespecto de familiares, vecinos y amigos de López, pero ni una sola línea sobre el entorno de Etchecolatz.

13. EL ENKUBRIMIENTO
El gobierno kirchnerista, que cooptó y se embanderó con la lucha de los organismos de Derechos Humanos, jamás se ocupó debidamente del caso López. La primera respuesta que tuvimos fueron afirmaciones del ministro del Interior Aníbal Fernández que minimizó el tema diciendo que López podía “estar tomando el té en la casa de la tía”.
El presidente Néstor Kirchner dio varios encendidos discursos pidiendo (sin mencionar si a Dios o a la casualidad) por la aparición de López. Sin embargo con el tiempo dejó de mencionar al “compañero Tito” y se olvidó del tema. El gobernador Felipe Solá trató tardíamente de ofrecer un programa de “Vigilancia y Atención de Testigos en grado de Exposición” para atender a los testigos con residencia en territorio bonaerense. En una entrevista con el Ministro de Seguridad León Arslanián, los organismos de DDHHrecibimos la inaceptable respuesta de que sólo se controlaba al 40 % de la Policía bonaerense, y que el resto no le respondía. Ante tamaña afirmación, solicitamos que Arslanián informara que cantidad activa de integrantes de la fuerza habían ingresado en dictadura. Así recibimos un listado de más de 9 mil agentes que cumplían el requisito. Sin comprometerse en el caso, tanto Arslanián como Solá salieron a afirmar a los medios que creían que López estaba muerto.
En una audiencia con el gobernador Daniel Scioli los organismos de DDHH exigimos medidas concretas en el caso: que se separe a la policía bonaerense de la causa; que se exonere de la fuerza a los que participaron en la investigación por reiterados encubrimientos, manipulaciones y entorpecimientos en los procedimientos; que se exonere a los policías que revistaron en centros clandestinos de detención entre 1976-1983; que se revisen nuevos nombramientos en la fuerza desechando a policías formados durante los años de la dictadura y que se inhabilite para funcionar a todas aquellas agencias de seguridad privadas que tengan represores en sus filas. En toda su gestión el gobernador no dio respuesta a ninguno de los reclamos.
Llevado el reclamo ante el titular de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, Ricardo Lorenzetti, le transmitimos nuestro malestar por el estado de la causa, por la inoperancia, la complicidad y el encubrimiento que ejercieron durante aquel tiempo los funcionarios y las fuerzas de seguridad, le solicitamos que intervenga por denegación de justicia en este caso que tiene gravedad institucional. La Corte nunca intervino. La presidente Cristina Fernández jamás mencionó a López en sus discursos, y en un acto en el colegio Nacional de La Plata contrastó a la dictadura con la democracia y se animó a decir: ‘Hoy por suerte nadie desaparece y estamos todos vivitos y coleando”.

14. LA JUSTICIA COMPLICE
El expediente por la segunda desaparición de López es un verdadero laberinto de la impunidad, que ningún gobierno se atreve a desandar. Con 45 cuerpos principales, 58 legajos, cada uno con una pista de investigación diferente, y 74 anexos integrados por transcripciones telefónicas, a 10 años de los hechos no tenemos ningún indagado ni procesado ni detenido. Y lo que se puede mencionar como “novedades” cada año que pasa son hechos laterales de la investigación principal.
El primer juez de la causa, Arnaldo Corazza, se dedicó a desperdiciar el tiempo, seguir pistas inconducentes en connivencia con la policía y enturbiar aquellas que dirigían la pesquisa a Etchecolatz y su entorno.
Además, los organismos de DDHH logramos correr de la causa a los camaristas Ramón Alberto Durán y Alicia Di Donato, a quienes recusamos por haber sido funcionarios de la dictadura y por tener estrechos vínculos con la policía bonaerense. Al cumplirse 2 años del caso, y justo cuando se estaban activando las líneas referidas a los represores, los abogados de la familia de López, Alfredo Gascón Cotti y Hugo Wortman Jofré (conocidos abogados de grupos empresarios) pidieron que se investigara a todos los jueces, fiscales y abogados de los organismos de DDHH involucrados en la causa, con la supuesta presunción de que no tomaron recaudos para cuidar al testigo. En febrero de 2009 Corazza se excusó de seguir investigando aduciendo la “violencia moral” que le provocaba la denuncia, que lo sindicaba como parte responsable del secuestro.
Luego la causa paso al juez Manuel Humberto Blanco, además juez electoral y partícipe de las intrigas políticas que ese rol conlleva. Sin asumir control sobre la actuación de las fuerzas policiales en la investigación, en 2012 el juez aprovechó la instrucción de un expediente residual de la causa de Comisaría 5ta., que incluía el paso de López por ese CCD, para desacreditar su testimonio, calificarlo de “vago” e “impreciso”, decir que “el albañil debería haber comunicado a los organismos correspondientes los aberrantes sucesos mucho tiempo antes” y que “lamentablemente, el tiempo transcurrido opera en detrimento de la búsqueda de la verdad”. Blanco murió en septiembre de 2014 y dejó esta opinión como legado en la causa López. Un legado de impunidad donde se invierten los valores y las responsabilidades, donde el Estado siempre cuestiona y sale indemne, y donde son las víctimas las que cargan con el peso de reconstruir el horror para obtener Justicia.

15. LAS AMENAZAS
Los atentados a los testigos en los juicios de Lesa Humanidad no terminaron con el caso López, aunque ninguno fue tan lejos. La seguidilla de amedrentamientos, privaciones momentáneas de la libertad y ataques a testigos en diversos puntos del país nunca cesó. Poco después del caso López, en diciembre de 2006, el militante Luis Gerez, testigo en una de las causas contra el represor Luis Patti, fue secuestrado en Escobar y retenido durante dos días hasta que apareció en Garín con signos de tortura. En la misma zona, pero en mayo de 2008, el ex detenido y militante de la Casa de la Memoria de Zarate, Juan Puthod, fue secuestrado cuando se dirigía desde ese lugar hacia la radio donde conducía un programa. En marzo de 2010 la serie de amedrentamientos se cobró la primera víctima fatal: Silvia Suppo, ex detenida y querellante en varias causas en jurisdicción del Comando del 2do. Cuerpo del Ejército, fue asesinada de doce puñaladas en su negocio de artículos de cuero, ubicado en pleno centro de Rafaela. Desde el comienzo, la versión policial trató de imponer el móvil del robo y hoy el caso sigue impune. La lista de hechos es muy larga, pero digamos que no faltaron las amenazas durante el juicio a 14 represores de la Unidad 9 de La Plata en 2010, así como una granada enviada el mismo año por correo a un testigo en una causa en Baradero, y el secuestro y devolución en pleno centro porteño en abril de 2011 de Víctor Martínez, testigo del asesinato del obispo Carlos Ponce de León en 1977.
Sobradas veces, los organismos de DDHH hemos reclamado que la única política efectiva de protección a los sobrevivientes del Terrorismo de Estado es la mayor celeridad en los procesos de condena de todos y cada uno de los implicados en el Genocidio de la última dictadura, sintetizada en la consigna “Cárcel común, perpetua y efectiva”.

16. LA LUCHA
Desde los organismos de DDHH del espacio Justicia Ya La Plata señalamos desde el primer momento que lo de López se trataba de una desaparición forzada vinculada al juicio a Etchecolatz. Por eso nos decidimos, junto a las organizaciones políticas y sociales de la izquierda local a crear la herramienta política para desarrollar la protesta en la calle: la Multisectorial La Plata-Berisso-Ensenada, que nació con el caso López.
Durante varios años marchamos todos los 18 de cada mes reflotando la vieja consigna de “Aparición con Vida Ya”, esta vez de López. Realizamos charlas, volanteadas, radios abiertas, murales, videos y sostuvimos movilizaciones de miles de personas todos los 18 de septiembre.
En 2013 hicimos una campaña de presentación masiva de Habeas Corpus por López, para obligar a la justicia a dar una respuesta formal. Todos fueron rechazados con argumentos del tipo “no corresponde”, “resulta inadecuado” y “todas las medidas ya han sido evacuadas”. Al ver agotada la vía judicial local en 2014 llevamos la causa ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA, y en 2015 ante el Grupo de Trabajo sobre Desapariciones Forzadas de la ONU, pidiendo que tomen el caso y se pronuncien sobre el tema. En las presentaciones afirmamos que el Estado argentino no aseguró las condiciones necesarias para avanzar en la obligación de asegurarles a las victimas una investigación seria y objetiva que permita determinar todas las responsabilidades del caso vinculadas con el accionar ilegítimo por parte de los distintos funcionarios públicos.

17. LOS CRUCES DE DATOS
En 2008 los organismos de DDHH conseguimos que se apartara a la Policía bonaerense del caso y que se asignaran las tareas de investigación a la Policía Federal y a la Policía de Seguridad Aeroportuaria.
Ante el cambio de fuerza, los entrecruzamientos telefónicos se demoraron, con la excusa de que la fuerza provincial utilizaba un software denominado “VAIC”, pero la PFA y la PSA otro llamado “I2”. Para el traslado de una fuerza a otra del ‘crudo’ de la información aportada por las compañías telefónicas se demoró meses y las fuerzas federales no actuaron juntas: cuando la PSA logró procesar toda la información a mediados de 2011, la Federal no había concluido de cargar los datos. En ese contexto, por decisión del Ministerio de Seguridad de Nación dejó de actuar la PSA, y se debió remitir toda la información a la Federal. Recién en marzo de 2012 la Policía Federal terminó de cargar los datos, pero una vez que ello ocurrió argumentaron “inconvenientes técnicos” que no le permitían operar el sistema. Ante esto, y por pedido de los fiscales, la PSAvolvió a la causa y determinó más de 5 millones de llamadas a analizar, tarea que todavía no concluyó.

18. LAS HIPOTESIS.
Las principales pistas del caso pueden aglutinarse en los ejes “Entorno de Etchecolatz”, “Atalaya”, “Chicano”, “Falcone” y “Servicio Penitenciario Bonaerense”. Todas ellas fueron enviciadas por la Bonaerense, la SIDE y los Jueces Arnaldo Corazza y Manuel Blanco para garantizar impunidad.
Desde el primer momento los organismos de DDHH aportamos a la causa la denuncia sobre la existencia de bandas mixtas de policías retirados y en actividad vinculados a Etchecolatz, y luego un testigo de identidad reservada fortaleció esta hipótesis. Varias líneas giran en torno a Etchecolatz, su entorno privado y familiar, y los policías que formaron parte del Circuito Camps y López mencionó en su testimonio. Hay también una línea que involucra a miembros del SPB, donde también hay interesados en que los juicios por crímenes de lesa humanidad no avancen. A las pistas “Atalaya” y “Gopar”, explicadas más arriba, se le sumaban otras. En 2007 hubo en la causa allanamientos a seis viviendas en Ensenada, Lomas de Zamora y La Plata realizados por el Superintendente de Investigaciones de la bonaerense, Hugo Matzkin, sin la presencia de funcionarios judiciales. Algunos de los allanados fueron el coronel retirado Anselmo Palavezzatti, el comisario retirado Aldo Conter y Oscar Raúl Chicano, secretario privado de Etchecolatz durante la dictadura. Este policía fue identificado a partir de fotos del acto realizado en la Casa Mariani-Teruggi el 12 de agosto del 2006 al que había concurrido López, y donde se ve a Chicano parado a pocos pasos detrás de él. Un testigo de identidad reservada relató a la bonaerense una reunión de ex militares y ex policías realizada en febrero de 2006, de la que participó Chicano, en la que se mencionaba la existencia de grupos de combate en todo el país para llevar adelante un golpe de Estado y hablaban del avance de los juicios de lesa humanidad. En los allanamientos fueron secuestradas armas, teléfonos celulares, agendas, un cuadro con un águila y una esvástica, computadoras, folletos del Partido Popular de la Reconstrucción (PPR, vinculado a Mohamed Alí Seineldín), volantes sobre la recompensa por López, materiales químicos y una pistola del Ejército. Sin embargo, Corazza no vio motivos para llamar a indagatoria a nadie.
En otra pista, un informante de la policía afirmó que López había sido secuestrado en un auto que pertenecía al ex médico de la bonaerense Osvaldo Falcone, vinculado a Etchecolatz y asiduo visitante en Marcos Paz entre agosto y septiembre de 2006. El auto fue hallado en 2009 desmantelado en una casa del barrio de San Jacinto, al sur de Mar del Plata. Se allanaron dos casas de Falcone, en Mar del Plata y Pehuajó, se le secuestró documentación y se lo citó en la causa, pero como testigo. El informante aseguraba que el cuerpo de López habría sido tirado en la zona de La Serena, en Mar del Plata. Falcone se desvinculó del hecho y no se siguió la pista.
Finalmente, otra de las investigaciones tiene en foco a un ex integrante del Ejército, cuyos antecedentes pedidos por los fiscales fueron enviados tardíamente, retaceados y a desgano desde el Ministerio de Defensa y la propia fuerza castrense.
Etchecolatz hizo sucesivas presentaciones en la causa López, y pidió declarar porque, según dijo, “tenía información y prueba para aportar”. Nunca lo hizo porque en varias oportunidades se negó a ser trasladado y por escrito sólo aportó información ya publicada por los medios.

19. LA DOMICILIARIA
A poco de cumplirse 10 años de la segunda desaparición forzada de López, la situación de impunidad llegó a extremos impensados. El pasado 22 de julio el TOF 1 de La Plata concedió el arresto domiciliario a Etchecolatz en algunas causas donde ya fue sentenciado. Si bien la medida no se hará efectiva porque el represor está condenado en otras causas y detenido en procesos pendientes de juicio, con esta medida sólo generan mayor impunidad. Los jueces Germán Castelli y Jorge Michelli no tuvieron en cuenta que el genocida está hoy condenado a 3 cadenas perpetuas, más una sentencia de 25 años y otra de 7, todo ello por delitos gravísimos como el secuestro, tortura y homicidio de decenas de militantes políticos y por el robo de al menos una niña apropiada por los represores. La defensa del genocida había pedido la domiciliaria apelando a la ley 24.660, que habilita el beneficio a mayores de 70, enfermos terminales, o quienes no puedan tratar su dolencia en un hospital. Este año dos informes médicos, uno del Hospital Penitenciario Central (HPC) de Ezeiza y otro del Cuerpo Médico Forense (CMF) de la Corte Suprema, venían sosteniendo la decisión de mantener al genocida con todas las atenciones necesarias, pero en la cárcel. Sin embargo los médicos del Servicio Penitenciario, José Francos y Nelsy Medina, declararon ante el TOF1 que sugerían la domiciliaria “considerando la situación desde una óptica humanitaria”. Beneficiar a los genocidas con domiciliarias es desconocer que el requisito de la edad no es una causal de aplicación automática para la concesión del beneficio, y que crímenes gravísimos como los que se están juzgando deberían quedar excluidos de estos privilegios. Lo contrario es avalar que el Estado se desentienda de ofrecer todas las garantías de atención médica a los represores. Pero en un país con justicia de clase el mismo Estado no garantiza condiciones de detención mínima a los miles de pobres diablos presos por atentar contra la propiedad privada.

Etchecolatz se ha encargado en estos años de tensar la cuerda sobre sus beneficios hasta llegar al ridículo, como cuando denunció que en la cárcel no tenía peluquero ni pedicuro y argumentó que el pelo largo “vulnera el resguardo de higiene”. La campaña de sus abogados por su definitiva y efectiva domiciliaria no cesa: han presentado un recurso de Habeas Corpus, donde curiosamente reconocen que el represor realizó una huelga de hambre para desmejorar su estado de salud y así presionar por su situación. Los fiscales platenses denunciaron a los médicos penitenciarios por falsear la historia clínica del genocida para beneficiarlo. Así, Etchecolatz fue ganando terreno en varias causas, y obligó a la justicia a unificar una decisión sobre su lugar de alojamiento.
En el juicio de 2006 el mismo TOF1 que ahora lo beneficia, le había quitado la domiciliaria y lo había considerado “peligroso para sí y para terceros” tras secuestrarle un arma en su casa. En la misma casa donde pretendió volver en el verano de 2017-2018: Boulevard del Nuevo Bosque entre Guaraníes y Tobas, Bosque Peralta Ramos, Mar del Plata.
Pero el problema no es nuevo. Durante el gobierno kirchnerista se otorgaron 440 domiciliarias a genocidas y otras 210 en el gobierno de Macri. Eso significa que, según datos oficiales del Ministerio Público, hay al menos 650 represores procesados o condenados disfrutando en sus casas.

20. LA “SOLUCIÓN AMISTOSA”

Si el gobierno de Néstor Kirchner y luego el de Cristina Fernández, cubrió con un manto de silencio el caso transformándose en cómplices del encubrimiento, al día de hoy el gobierno de Macri no ha hecho tampoco ningún avance en la investigación por el caso Lopez. Frente a la denuncia que el espacio Justicia Ya realizó hace 4 años ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) de la OEA por el secuestro y la segunda desaparición forzada de López, el macrismo respondió ofreciendo una “mesa de diálogo tendiente a explorar la posibilidad de alcanzar una solución amistosa”. El mecanismo es parte de la dinámica que contempla la CIDH en la Convención Americana de Derechos Humanos, pero el macrismo se apura en enmendar amigablemente el tema porque forma parte de una trama de impunidades que de develarse en su total complejidad comprometen enteramente el tan pregonado proceso de Memoria, Verdad y Justicia en nuestro país. Máxime cuando el Estado propone la enmienda “sin perjuicio del derecho de efectuar sus objeciones a la admisibilidad de la denuncia o sus méritos, de no prosperar el avenimiento propuesto”. El funcionario macrista que firmó la contestación formal por el Estado argentino es Javier Salgado, funcionario de carrera de la Cancillería argentina que en 2017 gestionó ante la CIDH los reclamos de varios genocidas condenados con el eufemismo de la “situación de los militares detenidos por crímenes de lesa humanidad”. Con esta maniobra de la “solución amistosa” el macrismo intenta frenar la denuncia de Justicia Ya ante La CIDH por el caso Lopez, porque saben que no vamos a negociar la vida del compañero y vamos a seguir exigiendo juicio y castigo a todos los responsables de su segunda desaparición.

 

Fuente: Agencia para la Libertad

]]>
http://contrahegemoniaweb.com.ar/el-caso-lopez-en-20-puntos/feed/ 0
El granadero del mundo http://contrahegemoniaweb.com.ar/el-granadero-del-mundo/ http://contrahegemoniaweb.com.ar/el-granadero-del-mundo/#comments Wed, 19 Sep 2018 08:01:40 +0000 http://contrahegemoniaweb.com.ar/?p=12112 En un comunicado de los profesionales del Hospital Posadas, leo que se convoca a una marcha por causas totalmente legítimas y necesarias. Sin embargo, un párrafo me alertó. Dice “sin banderas políticas”. Supongo que a pesar de tantas luchas, tantas tristezas, tantas amarguras, la confusión entre “lo político” y “lo partidario” se mantiene. Pero ese desliz del comunicado, puede encubrir una situación aún más grave. Porque garantiza otro éxito de la cultura represora. Despolitizar la política.
Si los agraviados, los martirizados, los humillados, no encuentran sus banderas políticas, la derecha avanzará aún más en su guerra cultural. Porque la bandera política de las derechas es justamente despolitizar las luchas de todas las formas de las izquierdas (libertarias, socialistas, comunistas, anarquistas, trotskistas).

 

El que puede más, puede lo menos. Pero el que no puede lo menos, tampoco puede lo más. Aforismo implicado (A.G.)

El denominado “macrismo” es una política inclusiva del sentido común, la banalización del conflicto social, la desaparición de la diferencia entre lo legal y lo delictivo, la supremacía de lo legal sobre lo legítimo, la hegemonía absoluta de las fuerzas de ocupación y exterminio sobre el cuidado policial de la población. Ha logrado sostener hasta ahora un Estado de Derecho sin derechos. Un Estado de Derecho en su abstracción más pura. Una idea impera en forma soberana sobre una cosa. No importa la cosa. Por ejemplo, el hambre. Importa la idea: “pobreza cero”.

Este nuevo Operativo Masacre de los sentidos, especialmente del sentido de las políticas de liberación, es la guerra cultural que las derechas sostienen hace siglos con las masas esclavizadas, explotadas, saqueadas, torturadas. Cuando escribí “Chocobarismo: gobernando por la Espalda” me refería a que el asesinato de Juan Carlos Kukoc, baleado por la espalda, era una política pública. Recibido por el presidente, se ratificó la doctrina de seguridad nacional, segunda parte.

Pero si algo saben las derechas, es que todo es política. Y como alguien dijera… “menos la química inorgánica”. Y tampoco eso es seguro. Por eso realizar una marcha sin banderas políticas es igual a una marcha de antorchas sin fuego. Ese fuego que Prometeo le robó a los Dioses (o sea a las Corporaciones) para entregarlo a los mortales. No lo apaguemos. Porque el tema principal, si bien es táctico, no es que Macri caiga. Sino que nosotros nos levantemos.

Seguir hablando de las elecciones/candidaturas, alianzas electorales para el 2019 es insistir en no desplegar las banderas políticas. Muerto (políticamente) Macri no se acabó la derecha. El denominado “macrismo” es un formidable experimento socio político para establecer qué capacidad de resistencia hay luego de las anestesias socialdemócratas, los planes sociales, la corrupción estatal y privada.

Si el teorema es: “el kirchnerismo es la máxima izquierda que la Argentina puede tolerar”, las derechas seguirán tranquilas. A lo sumo, como dijo la escritora Alicia Jurado, “si viene el comunismo me voy a la estancia”. El kirchnerismo, como antes el menemismo, como antes el peronismo, son experiencias exitosas de cómo se puede controlar y arrinconar a las izquierdas clasistas y combativas. Inoculadas con el antídoto social demócrata y social cristiano del tabú de la lucha de clases, los acuerdos capital y trabajo son factibles. Atrozmente injustos, pero factibles.

Algunos llaman a esto “pacto social”. O “gran acuerdo nacional” como nuestro Marcos “La Anónima” Peña dijo con su docta arrogancia e ignorancia. Pero la realidad cotidiana no se conforma con palabras. Claudia Rafael lo sintetiza en un texto que es aforismo implicado de pleno concepto: “Los inviernos suelen ser perversos ante los pájaros que se visten de primavera”.

El secuestro y tortura de la docente De Bonis es una prueba, al menos a mi criterio, de la crueldad y la cobardía de este gobierno con claras banderas políticas. “Todo el poder al FMI, al Estado de Israel y al Imperio Nor Americano”. Obviamente, su hipótesis de trabajo saqueador es que nosotros no tenemos, ni ejercemos ningún poder. Que nuestras banderas políticas las hemos arriado. Podría decir que el enemigo triunfa no cuando nos vence, sino cuando nos convence. Por ejemplo: de algo llamado cronograma electoral. Que tiene más que ver con un plan de vacunas contra la insurgencia y la vida combativa en las calles, que con un orgasmo de poder popular en los altares de las urnas de la democracia.

Argentina supo ser el granero del mundo. En los años de las buenas cosechas salvadoras ante el hambre de Europa. (Año 50 AM, o sea antes de Monsanto). Ahora los agrotóxicos han cambiado a los graneros en cosechas de muerte. Y fabricamos el pan de la tortura. La harina es el oro blanco. El pan no se multiplica más. Se fragmenta.

 

No importa si las lágrimas por la pérdida del sol te impiden ver las estrellas. Lo importante es que no dejes de luchas por otros tantos soles. Aforismo implicado (A.G.)

 

Un niño de 9 años, con una discapacidad, está jugando en la verdad con un arma de plástico. Un juguete. Es atacado y golpeado por policías que le dicen a la madre que están actuando protocolarmente. Al igual que los secuestradores y torturadores de la maestra, son profundamente cobardes.

Y la cobardía estructural es muy peligrosa. Son las manadas de violadores, secuestradores, torturadores y asesinos seriales. Que gozan de impunidad cultural y política y jurídica. Por eso, sin vergüenza de haber sido, pero con el dolor de ya no ser, pasamos de ser granero a tener al Granadero del Mundo. “Febo asoma; ya sus rayos iluminan el histórico convento; tras los muros, sordo ruido, oír se deja de corceles y de acero; son las huestes que prepara San Martín para luchar en San Lorenzo; el clarín estridente sonó y a la voz del gran jefe a la carga ordenó”.

Nuestro “Gran Jefe” no ordenó “a la carga contra el enemigo”. Fue a la carga contra nuestra bandera y nuestros granaderos sostenían la bandera española. El vencedor es convencido por el vencido. “Y nuestros granaderos, aliados de la gloria, inscriben en la historia su página mejor.”

Ahora inscriben su página peor. Los granaderos han devenido ganaderos y lo único que importa no es la soberanía sino el comercio exterior. Las commodities. Y el Granadero del Mundo, obviamente del mundo capitalista, rinde su pabellón. Y adopta la bandera del Imperio ante el cual nuestro Padre de la Patria combatiera. Con negros, gauchos, mulatos, pobres, campesinos. El Granadero del Mundo enarbola las banderas de la rendición incondicional. Sin embargo, hay muchos, y muchas, soldados heroicos que seguirán cubriéndose de gloria, ése será su precio a la victoria y rendirán su vida pero nunca se rendirán ante los enemigos de la humanidad. Y por eso nos seguiremos haciendo inmortales.

]]>
http://contrahegemoniaweb.com.ar/el-granadero-del-mundo/feed/ 1
La guerra santa http://contrahegemoniaweb.com.ar/la-guerra-santa/ http://contrahegemoniaweb.com.ar/la-guerra-santa/#respond Wed, 19 Sep 2018 08:00:57 +0000 http://contrahegemoniaweb.com.ar/?p=12121 Las acciones que ya están en marcha

Además de la estrategia de los audios y mensajes de Whatsapp, que apunta a nivel micro social, los grupos antiderechos están organizando capacitaciones dirigidas a docentes y directivos de escuelas. El sábado, la Alianza Cristiana Iglesias Evangélicas de la República Argentina (Aciera) hizo una en la ciudad de Buenos Aires, y entre los expositores estuvo un pastor español, Juan Varela. “Durante el desarrollo del encuentro ‘La Problemática de Género y Educación Sexual’ se brindarán herramientas para contrarrestar el avance de dicha ideología. El propósito es que los padres sepan cómo actuar ante semejante avasallamiento contra sus hijos, que los líderes y pastores sean instruidos para concientizar a las congregaciones para los tiempos que se avecinan y cómo los docentes deben hacer frente a este flagelo que atenta contra nuestras familias”, decía la convocatoria.

El mismo día, en Mar del Plata, se desarrolló otra jornada de capacitación que se convocó con el título de “Alerta padres”. Se hizo en una casa del Opus Dei, que es residencia para varones universitarios. Una de las oradoras fue la decana de Educación de la Universidad Fasta, del Opus Dei, Mónica Pireto de Stantien, (que además es docente del Instituto Superior de Formación Docente N°19), que se refirió a los “contenidos de la nueva ley ESI” y el pastor Adolfo Qüerio, que habló sobre “El origen de la ideología de género”.

En los últimos días, grupos antiderechos hicieron “abrazos” a los ministerios de Educación en Santiago del Estero y en Tucumán, entre otras capitales provinciales, para expresar su rechazo a la reforma de la ESI. En Tucumán se conformó la agrupación Padres con Derecho a Decidir. En la peatonal de Resistencia, se juntaron firmas. El próximo jueves a las 14 está convocado un “Familiazo” en la plaza de la Legislatura de Santa Fe para decir “No a la ideología de género”.

El flamante presidente de la Confederación Evangélica Bautista (que forma parte de Aciera), el pastor Hugo Márquez, envió una carta a los pastores de las demás iglesias donde advierte de dos temas “cruciales”, por un lado, “la crisis social y económica del país”, y por el otro, “La ley de ESI”. Les dice que “la ideología de género está detrás de una verdadera cruzada contra la Iglesia del Señor” y les ruega que “nos unamos a combatir este mal”.

Márquez es además uno de los coordinadores del Congreso Iberoamericano por la Vida y la Familia, uno de los espacios de lobby político evangélico más poderoso de América Latina. En la última asamblea de la OEA, Márquez fue vocero en una asamblea de la sociedad civil y su discurso estuvo centrado, entre otros ejes, en cuestionar la “ideología de género”.

El 5 y 6 de octubre se realizará una Cumbre de Escuelas Evangélicas en la ciudad de Paraná, Entre Ríos, donde también se abordarán los mismos temas.

Fuente: Pagina 12

]]>
http://contrahegemoniaweb.com.ar/la-guerra-santa/feed/ 0
Mujeres en Venezuela, entrevista a Olga Domené Painenao http://contrahegemoniaweb.com.ar/mujeres-en-venezuela-entrevista-a-olga-domene-painenao/ http://contrahegemoniaweb.com.ar/mujeres-en-venezuela-entrevista-a-olga-domene-painenao/#respond Wed, 19 Sep 2018 08:00:11 +0000 http://contrahegemoniaweb.com.ar/?p=12116 Mujeres en Venezuela, Olga: Volver al campo bajo una realidad de cultura rentista implica abordar un problema complejo, no es declarativo.

Un reportaje de guillermo cieza.

Olga Domené Painenao, nacio en Chile,  es hija de una mapuche y un descendiente español, que migraron a Venezuela  de su pais en plena dictadura de Pinochet. Tiene dos hijos, tres gatos y un perro.  Médica Veterinaria de profesión está dedicada  desde hace  15 años, a la Agroecología, por culpa de Chávez que abrió la Universidad Bolivariana de Venezuela y en ella una cantidad de Programas de Formación de Grado (PFG) todos innovadores, y entre  ellos el PFG de Agroecología.  Para ese entonces casi recién graduada, había dado clases en la Facultad de Ciencias Veterianarias de la Universidad Central de Venezuela (UCV) y en la Universidad Experimental Rómulo Gallegos (UN ERG) e iniciado estudios en la maestría de Desarrollo Rural de la UCV.

P- Porque agroecologia?

OD- La agroecología, era un tema nuevo en las academias venezolana,  e iniciaba en la UBV, en el 2003.  Por tanto tuve la fortuna de ser parte del equipo interdisciplinario fundador, quienes asumimos con mucha mística y dedicación la tarea de diseñar el Pensum de estudio así como la operacionalización primero en las sedes (edificios centrales) y en el 2007 iniciamos en ambientes rurales, el primer espacio fue en Barlovento con los productores de cacao.  De esta forma el PFG llego a comunidades campesinas que jamás tuvieron acceso a estudios de cuarto nivel y que revalorizaba el saber de la experiencia, a través del dialogo de saberes. Esta universidad desafía los centros de poder de las universidades convencionales, la ciencia y la formas de enseñanza.  Y se suma a ello que la carrera ofertada trate justamente sobre una ciencia que disputa con las lógicas de la agricultura de la revolución verde y de todo el aparataje institucional que diseña a su favor (Centros de estudios, universidades, aparato productivo nacional entre otras).

Aún falta mucho por transitar, pero iniciar con el primer pregrado a nivel continental ha sido un enorme avance.  Posteriormente los compañeros de la Vía Campesina Internacional a través del MST y la CLOC gestionan la organización del IALA, aprovechando un acuerdo que firma Chávez con Joao Pedro Stedille.  Y esta nuevamente el PFG Agroecología en la coordinación conjunta temporal de este proyecto, que se caracteriza por tener  matices particulares que era de formar los cuadros militante para la agroecología en esta región del continente.  Esta fue en parte nuestra escuela y eso ha permitido darle un enfoque de trabajo político y de compromiso social a todo nuestro quehacer que se esparce en todo el territorio nacional.

En esta trayectoria culmine dos maestrías, una en Desarrollo Rural en la UCV, otra con el apoyo del Gobierno venezolano, específicamente con el Programa de apoyo internacional Cuba-Venezuela, una segunda maestría en Agroecología y Desarrollo Sustentable con la Universidad Pinar del Río.  Y actualmente  estoy haciendo un Doctorado, gracias a una beca otorgada por el Gobierno México a través de Conacyt, en el Colegio de la Frontera Sur (Ecosur) en la línea de masificación de la agroecología junto a un equipo fascinante  de estudiosos, donde están Peter Rosset, Helda Morales, Bruce Fergunson, Mateo Mier y Teran y muchos más, de investigadores comprometidos con las transformaciones de nuestros territorios hacia la soberanía alimentaria.

Y allí estoy realizando un trabajo de campo que incluye dos iconos de la agroecología de Venezuela y Brasil, una con la Alianza en Sanare y una de las cooperativas productoras de arroz ecológico más importante de Brasil con el MST. Analizando cómo la agroecología está incorporada en estas dinámicas territoriales y de qué forma influye sobre la conformación de sistemas alimentarios alternativos.

P  –  La historia del abandono de la producción agropecuaria no tiene menos de ochenta años. Cuáles fueron las razones de ese abandono y las políticas de Estado para promoverlo?

OD- Es un tema complejo pero podría decir que la aparición del petróleo en nuestros territorios a principios de la década pasada, propició la gran transformación hacia una cultura rentista.  Con ello se iniciaron las grandes migraciones del campo hacia las ciudades, básicamente hacia la capital y allí están sus manifestaciones, los cordones de cerros que circundan la Gran Caracas.  Esto trasfiguró, junto a la llegada de capitales extranjeros,  la incorporación de otra forma de distribución de alimentos procesados provenientes de las corporaciones y que por ende, afectó los patrones de consumo. A esto se suma a las políticas internacionales injerencistas (Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional) que crean condiciones de dependencia alimentaria en todo el continente a través de sus programas de auxilios financieros donde fuimos buenos clientes, antes de la revolución.

Esto ha traído graves consecuencias,  hoy casi el 95% de la población es urbana, podemos decir que estamos jodido, casi está borrada la memoria histórica de nuestros pueblos, tan diferente del resto del continente.  Entonces sufrimos del mal de las vacas holandesas, y con ello una alta dependencia de la renta petrolera.  La agricultura en Venezuela es una actividad marginal y eso no ha cambiado mucho en el actual proceso, porque es un tema cultural, donde el énfasis ha sido garantizar la seguridad alimentaria, la misma basada en importaciones. Sin embargo siempre emergen las resistencias, que para mí se evidencia, con  un mosaico fascinante de experiencias que ha tenido su auge en la actual crisis que transitamos.

En esto de la agroecología tenemos unos cuantos años, coordinando el Congreso Venezolano, que esperamos celebrar el próximo año en el oriente del país; y a propósito de eso, este año hicimos un Simposio en Maturín justamente mirado como la agroecología reaparece en diversas manifestaciones en este proceso, y eso nos permitió encontrar experiencias casi invisibles, de gente organizada, de innovadores, de cuidadores de semillas, una nueva gastronomía popular, patios productivos comunales o familiares, trueques, mercaditos y pare usted de contar!.. y así en casi todo el país.

En Sanare, por ejemplo, con los compas de la Unión que suma el accionar de más de 100 familias en esos caseríos, la gente tomo tierras para producir sus alimentos, allí todos, así sea con tierras prestadas tiene su pedazo de maíz, caraota y otras siembras, si se puede sus vacas para garantizar el suero.  Cosa impensable hace 10 años cuando vivimos la época dorada de la revolución y donde Mercal y PDVAL ofertaban comida muy barata (incluyendo las carnes y lácteos que son tan costosos) en todo el país incluyendo las zonas rurales, por tanto todos dejaron de sembrar sus alimentos.

Por eso, creo que la crisis nos está dando la oportunidad de valorar la importancia de producir lo que comemos en donde sea, y con ello la urgencia de organizarse para construir comunidad, nos necesitamos!

P- El gobierno de Chávez a Partir de 2002 le puso el ojo a la producción agropecuaria y dicto la ley de Tierras que le costó un golpe de Estado. También trato de incentivar la producción con programas como la de la Misión Vuelvan Caras. La burguesía afirma que las expropiaciones de tierras solo sirvieron para paralizar la producción. Qué opinas al respecto y como evalúas los resultado de los programas estatales de fomento agropecuario entre 2002 y 2014?.

OD- Chávez, como buen estratega, al igual que sus primeros asesores, por ejemplo el profesor J.J. Montilla, con quien se diseñó el primer plan agrícola de la nación, tenía muy claro cuáles eran las prioridades.  E inclusive en la nueva constitución del 1999, se establece en el artículo 305 la necesidad de transitar a un modelo de agricultura sustentable, una propuesta inédita. Y posterior el golpe de Estado del 2002, el tema agrícola asume una preocupación constante en Gobierno, con ello la creación de nuevas leyes y con ellos nuevos programas. Sin embargo, volver al campo bajo una realidad de cultura rentista, implica un proceso complejo, no es declarativo.  No se puede generalizar, hay buenas y malas experiencias de tierras expropiadas.  De lo poco que conozco, muchas veces se entregaban tierras sin apoyo a organizaciones con poca experiencia y recursos.  En otro caso la corrupción hizo su trabajo.

En algún momento antes de UBV trabaje en Asistencia Técnica con FONDAFA, en ese momento pedían muchos papeles, y lo campesinos tenían poca oportunidades de acceder a créditos, luego se avanza hacia la regularización de las tierras, entonces era el otro extremo le entregaban recursos a cualquiera, y mucha gente se aprovechaba sin cumplir con la tarea, faltaba más acompañamiento de gente comprometida. Además que se implementa un programa de subsidios favoreciendo la importación, entonces era más fácil y barato comprar en un supermercado que producir localmente.

Creo, que a pesar de todo, la aparición de la agroecología, los derechos a la tierra, el reconocimiento de los históricamente excluidos, así como la promoción a la organización social y popular, es un avance sustancial.  Parte del mosaico que estamos viendo nacer es parte de esa siembra.

P  – .¿ De qué se alimenta el pueblo venezolano? Tienes alguna idea o cifras de que porcentaje es de producción nacional y que porcentaje es de importación. En qué zonas del país se producen más alimentos y bajo qué tipo de propiedad: privada o comunal?. Y dentro de la propiedad privada si los que más aportan son pequeños, medianos o grandes productores?

OD- Creo que actualmente al menos un 50% de la dieta viene de la producción local, de esos productores que no están registrados en una ninguna data, aparecen los rubros conuqueros, la yuca, leguminosas locales (frijoles, tapiramos, otras), frutas de temporada (por ejemplo el mango que se perdía en los patios de las casas en época de abundancia), y el maíz que aparece en múltiples formas, como masa. Las alternativas. Lo demás, los procesados siguen siendo importados.  Hace unos años escuchaba  a un ex ministro, Berroteran comentar que el más del 90% de los alimentos dependía de las exportaciones (insumos), así como lo comentaba JJ Montilla “nosotros no producimos aves, las ensamblamos” a propósito de la dependencia de los alimentos concentrados, la genética y las vacunas.  Pues, así estamos.

Y quienes producen más? Las pequeñas agriculturas, básicamente en las organizaciones, quienes han logrado paliar las crisis y consiguen los insumos o los producen y logran acceder u organizar mercados locales diferentes a las grandes redes de supermercados, donde la especulación está a la orden del día.

Un ejemplo las Ferias de Consumo Familiar de CECOSESOLA (http://cecosesola.net), que es parte del movimiento cooperativista más importante del país que data desde los años 60, para quienes producen los de la Alianza y que hoy alimentan a miles de familias semanalmente en Barquisimeto y tienen bodegas por estos caseríos de Sanares y otros pueblos, haciéndoles llegar los alimentos que ellos no producen.  Otras emergentes como Mano a mano en Mérida, Pueblo a Pueblo, la Alpargata solidaria y así muchas otras redes, donde se hacen conexiones directas entre productores (agricultores, procesadores, otros) y consumidores, lo que baja considerablemente los precios de los productos, sacando del juego a los intermediarios especuladores.  Eso sí me parece una revolución desde las bases.

P-  Observando algunas cadenas productivas como la del pollo y del huevo se observa que quien se lleva ganancias extraordinarias no son los productores que siembran maíz, o los galponeros que engordan los pollos de carne o recrían y hacen producir las ponedoras, sino los que controlan la genética y la producción de alimentos balanceados. ¿Ocurre así con otras producciones? ¿A qué se debe que los esfuerzos del Estado no han podido desatar estos nudos productivos?

OD – Sigue dominando una visión desde la agricultura verde, quienes toman decisiones desde el Estado vienen de escuelas de formación que son dominadas por visiones cartesianas y alejada de los ritmos de la naturaleza.  Ese reduccionismo, donde todo es lineal y por tanto, no podemos esperar otra cosa.  Por otro lado, los alimentos producen millones de dólares y siempre hay gestiones dentro de las instituciones que producen generosas comisiones, sigue teniendo el poder estas enormes corporaciones que manejan el sistema agroalimentario del país.  Veo dos mundo, ese y los de las bases populares, donde estamos la mayoría que debe explorar y buscar alternativas para garantizar los alimentos a su familia.

P- La nacionalización de Agro Isleña para fundar Agro Patria no parece haber resuelto el problema de los insumos que hoy se presentan como un problema para extender y sostener la producción. Lo que más se escucha es la queja de comuneros y pequeños productores reclamando y movilizándose por conseguir híbridos importados y su paquete tecnológico. Cuales serían tus propuesta para esta carencia que se presenta como un cuello de botella en la producción agropecuaria?

OD- La formación para la creación de nuevas tecnologías populares, fitomejoradores, productores de bioinsumos ( que tenemos), pero es necesario escalar no con la mirada de los modelos que repiten, sino con las miles de experiencias de organizaciones que aprovechan sus condiciones naturales y construyen sistemas alimentarios locales, es la única manera de ser sostenibles, algunos lo llaman agricultura de proximidad.  Y hay muchas experiencias, como en la India “Zero Budget Natural Farming Movement” que lograron masificar formas de producir alimentos con cero dependencia de insumos, el mismo movimiento cooperativismo en America Latina, las red Ecovida en Brasil y asi sucesivamente.  En Venezuela también, hay que estudiarlas y ver qué factores determinan su resistencia y permanencia pero debe ser desde las bases, un proceso consciente que nos politice aún más.

El futuro de los alimentos, y la fuente de ello, que es la vida en la tierra, está en juego.  El caos climático, la ambición de las corporaciones cada día más globalizada nos coloca en un estado de vulnerabilidad,  jamás visto, ya se ven las manifestaciones de motines de hambre en nuestros territorios, la denuncia ante el desplazamiento forzado de comunidades enteras de tierra donde hay agua, minerales y biodiversidad, es cada día más común.  Están ocupando nuestros territorios y borrando nuestras raíces.  A pesar de los esfuerzos de miles de organizaciones en todo el planeta, es necesario alzar aún más alto nuestras voces, activarnos en la práctica y en el pensamiento hacia el rescate de nuestras agricultura, donde la agroecología puede ayudarnos.

 

P-  ¿Cuál ha sido el desarrollo de la Agricultura urbana? ¿Como ves lo de los patios productivos, las composteras colectivas para reciclar residuos orgánicos, la plantación de moringas en los patios de las casas?

OD- Sin duda, importante, pero retoma más importancia en la actual crisis.  Donde la agroecología ha tenido un rol protagónico en la instauración de programas de agricultura urbana en Venezuela.  Con un discurso poderoso que ha permitido que diversos actores se apropien y le den múltiples significados en los espacios que la representan, construyendo un mosaico de experiencias diversas.  Así mismo es determinante para la permanencia de espacios productivos la capacidad de articular esfuerzos aprovechando sinergias institucionales, la creatividad en momentos críticos así como la herencia de un conocimiento ancestral como el conuco, donde la transformación de huertos a conucos mixtos ha sido uno de los avances más interesante. Es reconocer que la sabiduría de quienes vivieron alguna vez en el campo,  salva nuevamente a las confinadas ciudades sin memoria, el futuro está en nuestras raíces, la urgente reconexión con la tierra y sus formas de habitarla desde otros modos.

P- Cuáles son las cinco medidas prioritarias que a tu juicio tendría que tomar el gobierno para reorientar la política económica.

OD- Las actuales me parecen acertadas.  En lo agrícola falta mucho. Lo primero reconocer la existencia de las alternativas, en la agricultura y las diversas redes de otros sistemas alimentarios para promoverlas y consolidar las existentes.  Masificar los programas de formación de esta índole (formales e informales).  Una nueva reforma agraria que incluya los espacios urbanos destinados a la agricultura. Organizar una red nacional de fitomejoradores  y genetista animales (grandes y pequeños) que garanticen la diversidad de semillas que necesitamos, no sólo para la agroindustria. Del mismo modo los insumos, con preferencias a los biológicos, que sí funcionan, de modo que transitemos realmente a otras agriculturas.  La promoción de alimentos sanos y nutritivos, donde la gastronomía local permita enriquecer la diversidad de opciones así como el derecho al placer.  Y eso sólo es posible desde lo colectivo, los consejos de planificación local que ya existen serían la base que permitiría una estructura local, regional y nacional. Y sobre todo llevar registros, es vital para evaluar el cómo vamos.

P- Qué cambios trajo para tu persona la revolución bolivariana y qué cambios valorás en las mujeres en general?

OD- Creo que lo comente al inicio, pero puedo cerrar con la certeza que cambió mi vida y la de miles, jamás volveremos a ser lo de antes.  Y sin duda, conociendo la vida en otros países, las mujeres tenemos una posición aventajada, pues asumimos roles importante, tenemos más derechos y por tanto asumimos con más vitalidad y esperanza las tareas que nos asignan, más allá de la familia.

 

]]>
http://contrahegemoniaweb.com.ar/mujeres-en-venezuela-entrevista-a-olga-domene-painenao/feed/ 0
El Abrazo Asfixiante http://contrahegemoniaweb.com.ar/el-abrazo-asfixiante/ http://contrahegemoniaweb.com.ar/el-abrazo-asfixiante/#respond Tue, 18 Sep 2018 11:35:12 +0000 http://contrahegemoniaweb.com.ar/?p=12118 Durante la mañana del viernes, alrededor de 100 personas realizaron un “abrazo simbólico” al Ministerio de Educación de Tucumánpara rechazar la implementación de la Ley Nacional de Educación Sexual Integral 26.150 del año 2006. El texto que repartieron tiene un fuerte contenido discriminatorio, muchas mentiras, malos entendidos y una gran carga de violencia epistémica. Usan vocabulario jurídico-técnico para decir las cosas más incorrectas para cualquier interpretación de las normas jurídicas nacionales e internacionales. Los contenidos de educación sexual integral tienen un marco normativo extenso, internacional y nacional, que busca garantizar la salud y el bienestar de niños, niñas y adolescentes. La desinformación es la primera forma de violencia que llevan adelante aquellas personas.

Los hechos

La Ley de educación Sexual Integral es una normativa nacional, que cuenta con materiales específicos aprobados por el Consejo Federal de Educación, y que trata distintos temas de acuerdo a la edad de cada niño, niña o adolescente.

En Tucumán, como en cualquier provincia del país, todos los docentes tienen el deber de impartir ciertos conocimientos frente al aula, guiados por secuencias didácticas específicas y bajo lineamientos curriculares aprobados.  Miles de docentes vienen trabajando con ESI en sus escuelas, generan diálogos con las familias explicando qué cosas ven sus hijos e hijas en cada nivel. Nada es producto de una imposición ni de elección arbitraria de docentes.

Además, cabe aclarar que nada de lo que se  plantea en los materiales de Educación sexual Integral refiere a prácticas sexuales, sino que entiende a  “la educación sexual integral la que articula aspectos biológicos, psicológicos, sociales, afectivos y éticos” (art. 1. De ley 26.150).

Es en este contexto en el que, como se dio en otros países, se generan actividades de difamación sobre una ley que  lleva 12 años vigente en el territorio nacional.

¿Quiénes son aquellas organizaciones y personas que se oponen a la ESI?

Son parte de un entramado social y cultural que adhiere de forma restrictiva a ciertas creencias religiosas y busca imponer ese modo de ver a toda la provincia.

  • Creen que el único método de prevención de embarazos es la abstinencia. Y que en las escuelas deberían enseñar solamente la abstinencia a los y las adolescentes de la provincia.
  • Creen que todas las personas tiene que ser siempre heterosexuales, y se niegan a que gays, lesbianas, bisexuales y trans vivan sin ser discriminados.
  • Creen que solo la familia compuesta por un matrimonio religioso tiene valor, y que es esa la que debe promoverse en las escuelas.
  • Creen que ninguna mujer puede querer realizarse ligaduras de trompas, bajo ninguna circunstancia.
  • Creen que las niñas violadas que quedan embarazadas tienen que continuar si o si con su embarazo.
  • Creen que amar a Dios es un deber, y que el Estado debe enseñar y obligar que todas las personas hagan lo mismo.

Entre los sectores evangélicos existen algunas personas que dicen luchar contra el abuso sexual infantil, sin embargo, se oponen a que en Jardín de Infantes se trabajen con talleres que brindan herramientas a niños y niñas para denunciar si es que están siendo abusados.

¿Cómo es posible que se nieguen a dar herramientas a estos niños para continuar con la tortura? La complicidad de ciertos movimientos fundamentalistas religioso con las redes de pedofilia parecen ser más fuertes que el saber científico que acompaña a la Ley 26.150. En el mundo salen a la luz las redes de curas y pastores pedófilos, denunciados por sus víctimas muchos años después. Y también son noticia los mecanismos de las instituciones religiosas para ocular estas situaciones y proteger legalmente a los pedófilos.

El discurso político que se enuncia tiene que ver con consignas y hashtag que usaron distintas organizaciones en otras partes del mundo. #ConMisHijosNoTeMetas se usó hace poco tiempo en México, Chile y otros países de la región. Forma parte de la respuesta organizada de los sectores conservadores que se niegan a dejar de tener injerencia en la salud y la educación sexual de las poblaciones.

En estas campañas se habla de “Ideología de género”, y la acusan de ser algo importado,  cuando en realidad se tratan de contenidos que proponen debatir y  charlar sobre temas muy cercanos a la realidad de cada persona.

La ideología importada es precisamente la de las campañas que promueven el odio,  la desinformación y la violencia.

En los materiales a los que tuvo acceso La Nota, se pudo constatar que para el nivel secundario se trabaja mucho en evitar que el inicio de las relaciones sexuales sea mediado por presión de pares, o por violencia en el noviazgo. Luego de una lectura de esos materiales podemos afirmar que la ESI de ningún modo promueve la promiscuidad. También pudimos ver que en los materiales se pone  a disposición saberes sobre métodos de cuidado, esos conocimientos sobre métodos anticonceptivos que a muchos tucumanos y tucumanas le faltaron siendo ya adultos. Porque nadie les habló, porque les explicaron mal, porque les dijeron que de esos temas no se hablan.

Si aquellas personas que abrazaron al Ministerio de Educación, buscando asfixiar toda práctica pedagógica que garantice Educación Sexual Integral, fueran solamente 100 personas de a pie, la noticia sería apenas una nota de color.

Pero sucede que las organizaciones de fundamentalistas cuentan con acompañamiento mediático y político. Incluso aquellos políticos que apoyan  estas campañas descreen de lo que dicen, pero el miedo a perder representación es más fuerte que la convicción de garantizar derecho a la educación sexual integral de niños, niñas y adolescentes de Tucuman.

Este guerra declarada a la Educación Sexual Integral en realidad es una batalla más, profundamente política e histórica, en la lucha por poder vivir una sexualidad plena, libre de violencias, libre de discriminación y con la autonomía para decidir qué hacer y cómo hacerlo. En la era de la comunicación  teniendo los saberes científicamente validados sobre la sexualidad humana, constituye una práctica política fascista buscar privar a personas de esa información tan relevante. La respuesta, siempre, es y debe ser  por la construcción de más democracia, de más ciudadanía, de más salud sexual.

Hacer circular aquellos contenidos que promueven  la ESI y, sobre todo aquello que no es ESI, se presenta en estos días como un deber cívico para todos los tucumanos y tucumanas que queremos vivir con derechos y sin violencias.

Fuente: La Nota

]]>
http://contrahegemoniaweb.com.ar/el-abrazo-asfixiante/feed/ 0
Violencia política en Brasil http://contrahegemoniaweb.com.ar/violencia-politica-en-brasil/ http://contrahegemoniaweb.com.ar/violencia-politica-en-brasil/#respond Tue, 18 Sep 2018 05:35:35 +0000 http://contrahegemoniaweb.com.ar/?p=12101 Esta nota es previa a la ilegalización de la candidatura de Lula y los últimos acontecimientos políticos en Brasil pero es sumamente actual en su descripción de procesos profundos represivos, racistas y filo-fascistas que tienen lugar en  conjunto de la sociedad brasileña y en particular a nivel rural, de allí su publicación en nuestro sitio.

Sacudido por una ola de violencia, Brasil multiplica las rupturas con el orden institucional. Al punto de que algunos derechos conseguidos tras el final de la dictadura, en 1985, parecen ahora amenazados. Empezando por la libertad de expresión y la de elegir a los gobernantes.

Desde 2016 y la destitución de Dilma Rousseff por el Congreso −una operación que la izquierda califica de “golpe de Estado parlamentario”–, Brasil parece restablecer sus lazos con un pasado que muchos esperaban enterrado: el de una tierra regida por los “Coroneles” y los “Bandeirantes”, esos caciques locales que empleaban la violencia para deshacerse de los molestos. Los molestos son la izquierda y los necesitados, especialmente los “sin tierra” que ocupan tierras improductivas que, según la Constitución, deberían ser redistribuidas en el marco de la reforma agraria.

Mientras que el país se prepara para conmemorar el 13 de mayo los 130 años de la abolición de la esclavitud, uno de los símbolos más detestados de ese triste período ha vuelto a hacer su aparición en las pantallas de televisión: la fusta de cuero. Grandes terratenientes la usaron para pegarles a campesinos del Movimiento de los Trabajadores Rurales Sin Tierra (MST) que esperaban el paso de la caravana del ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva en el sur del país, el 22 de marzo. La senadora Ana Amélia Lemos, del Partido Progresista (PP, derecha), felicitó sin complejos a esos “verdaderos gaúchos que alzaron sus fustas”.

A lo largo de una carrera política de más de cincuenta años, el ex presidente Lula −encarcelado desde el 7 de abril– pudo recorrer el país sin exponerse a ningún peligro. Pero, sólo durante el mes de marzo, tuvo que enfrentarse con una serie de bloqueos organizados por milicias armadas con tractores, piedras e incluso fusiles. Su objetivo: dificultar la gira que llevaba a cabo el candidato a la presidencia para movilizar a la población en contra de su condena a doce años de prisión por corrupción pasiva. Una condena que denunció la izquierda, pero también 122 juristas brasileños que, en una recopilación de artículos, expusieron la parcialidad de una acusación basada más en la convicción del juez que en pruebas (1).

La investigación policial, que tiene que identificar a los autores de los disparos contra la caravana el 27 de marzo, ya reveló su procedencia: la fazenda (gran explotación agrícola) de Leandro Bonotto. Desde los años 1990 Bonotto se opone violentamente al MST y a las recuperaciones de tierras dirigidas por el Instituto Nacional de Colonización y Reforma Agraria (INCRA). No es una sorpresa: todos los ataques perpetrados contra la caravana de Lula da Silva fueron preparados por las asociaciones de grandes terratenientes que pregonan abiertamente la violencia contra el MST. Uno de ellos, Gedeão Ferreira, presidente de la Federación de Agricultura de Rio Grande do Sul, ya había declarado al asumir su cargo: “Vamos a enfrentar al MST y al INCRA. Sus ocupaciones tienen como único objetivo privar de sus propiedades a los productores rurales” (2). Condenado en 2002 por “desobediencia a la justicia” e “incitación al crimen” después de haberles negado a técnicos del INCRA el acceso a sus propiedades, Ferreira fue puesto en libertad al año siguiente por el tribunal regional de la región VI, la misma instancia que condenó en juicio de apelación al ex presidente Lula.

Ocupaciones fatales

“Brasil es un país muy violento, con una cantidad récord de homicidios; pero, tradicionalmente, no conocíamos este fenómeno en la política, a diferencia de Colombia o México −analiza Mauricio Santoro, profesor de Ciencias Políticas en la Universidad de Río de Janeiro–. El mes en el que le dispararon a la caravana de Lula, fue asesinada una consejera municipal de izquierda de Río, Marielle Franco. Estos hechos trágicos son inéditos en nuestra historia contemporánea.” La violencia alcanza por primera vez a personalidades políticas de primera línea. Para los movimientos sociales no es nueva, pero está en franco aumento. Según la Comisión Pastoral de la Tierra (CPT), creada durante la dictadura por la Conferencia de Obispos de Brasil, 70 militantes fueron asesinados en 2017, es decir, más que en 2016, que ya había marcado un récord con 61 víctimas. Entre los 70 muertos del año pasado, 52 estaban ligados a conflictos por la tierra.

“El fin de los gobiernos del Partido de los Trabajadores [PT] llevó a que la violencia se agravara fuertemente −confirma José Batista Afonso, abogado de la CPT en el estado de Pará–. Se observa una reorganización de las asociaciones de grandes terratenientes y un acercamiento de los mismos con las fuerzas del orden. Esto es particularmente claro en el estado de Pará, con 21 asesinatos el año pasado. Hacía mucho tiempo que no se veía algo así.” Entre estos muertos, diez campesinos que pertenecían a la Liga de Campesinos Pobres, torturados y luego ejecutados durante una ocupación del establecimiento de Santa Lúcia el 24 de mayo de 2017. Esta masacre en Pau d’Arco es la peor desde la de Eldorado dos Carajás, en 1996, cuando 19 campesinos del MST fueron ejecutados por policías. La investigación llevada a cabo en Pau d’Arco acaba de concluir en la inculpación de 29 policías. El peritaje mostró que además de heridas mortales los cuerpos presentaban fracturas múltiples, comprobando las torturas relatadas por otras víctimas.

En sus declaraciones, los policías afirmaron que habían entrado a la fazenda con órdenes de arresto contra algunos campesinos y que les habían disparado. Dos de ellos sin embargo confesaron para obtener una reducción de pena y confirmaron la versión de los sobrevivientes. “El peritaje confirmó también que los campesinos no habían disparado. La versión de los policías por lo tanto no se sostiene”, nos precisó el procurador, Leonardo Caldas. El conflicto es clásico en este estado de la Amazonia: la fazenda Santa Lúcia es propiedad de la familia Babinski, que cuenta con once, es decir, un total de 40.000 hectáreas, casi cuatro veces el tamaño de París.

Según los movimientos sociales, estas tierras estuvieron bien utilizadas hasta la muerte del patriarca, Honorato Babinski. Las ocupaciones de Santa Lúcia empezaron a partir de 2013, con 5.694 hectáreas que ya no eran cultivadas. El heredero, Honorato Babinski hijo, de 25 años, vive en Río de Janeiro y se describe como “actor” en las redes sociales, en las que no esconde una agitada vida nocturna. Le exigió sin embargo a la justicia que expulsara a los ocupantes. A la jueza que le pidió que demostrara la actividad de la fazenda, le presentó documentación (la compra de 1.700 vacas y un certificado de vacunación de 75 animales), pero con fecha de un mes posterior a la petición de la justicia. Obtuvo no obstante la expulsión de los campesinos, que volvieron tres veces a ocupar el lugar. La última ocupación les resultó fatal: “La investigación ahora debe determinar quién ordenó el crimen. Pero, como sucede a menudo en el Pará, los policías hacen horas extras como agentes de seguridad para los fazendeiros”, agregó el procurador, reflejando su pesimismo en cuanto a las revelaciones que puedan esperarse de la investigación.

Connivencia

Los policías del Pará también les venden sus servicios a empresas mineras. En Barcarena, la asociación Cainquiama denunció en múltiples oportunidades que la multinacional minera Norsk Hydro, presente en cuarenta países y en un 34,3% propiedad del Estado noruego, arroja residuos tóxicos. Norsk Hydro posee en Barcarena “la refinería de aluminio más grande del mundo”, según la empresa. El 23 de febrero, la asociación volvió a notificarles a las autoridades acerca de desechos clandestinos, negados por la mina, pero confirmados por las autoridades sanitarias locales. Les mostró a las autoridades las canalizaciones de los desechos clandestinos, forzando a la refinería a que redujera su producción en un 50%. Dos semanas más tarde, uno de los dirigentes de la asociación, Paulo Sérgio, era asesinado −el segundo en tres meses–.

Desde enero, la asociación venía denunciando las amenazas de muerte que recibían por parte de miembros de la Policía Militar, uno de los cuerpos policiales de Brasil. “Contacté inmediatamente al secretario de Seguridad del estado de Pará para que pusiera protección −nos contó Armando Brasil, procurador de Justicia Militar de Pará–. Me respondió que no era su función, y agregó que los dirigentes de la asociación habían invadido tierras. Como si eso tuviera algo que ver… Sin contar que eso nunca se demostró. En cambio, el asesinato sí que ocurrió.” Según él, “todo el mundo sabe que hay policías que trabajan para la refinería. La investigación deberá demostrarlo, pero yo no les veo otra explicación a estos asesinatos”. Desde entonces, al menos tres mujeres de la asociación denunciaron a su vez amenazas de muerte, siempre sin obtener ni la menor medida de seguridad. Existe un programa de protección de los militantes, pero es ineficaz: las 683 personas que se benefician del mismo en su mayoría no reciben más que un seguimiento telefónico. Sólo 14 de entre ellas han sido puestas bajo protección policial. “Estamos recibiendo ataques sin precedentes −nos dijo Ney Strozake, abogado del MST–. En marzo, una de nuestras ocupaciones fue nuevamente rociada con productos tóxicos por los aviones de grandes terratenientes de Bahía. En el sur, varios de nuestros militantes son encarcelados con pretextos falaces. Hacer que los liberen resulta muy complicado.”

El 27 de marzo, siempre en el estado de Pará, fue arrestado el padre José Amaro. La policía lo acusa de una serie de crímenes que van del acoso sexual al lavado de dinero, pasando por la invasión de tierras. Este cura luchó junto a la religiosa Dorothy Sang, asesinada en 2005 por grandes terratenientes. Su arresto fue denunciado por todos aquellos que conocen sus acciones junto a los más pobres de la región. “Se trata de una nueva táctica que apunta a impedir el trabajo de estos religiosos −comentó el director de la Comisión Pastoral de la Tierra, Ruben Siqueira–. El asesinato de Dorothy Sang había detenido la acción de los grandes terratenientes debido a la atención internacional que recibió. Pero destruir la reputación de un hombre puede ser más eficaz para bloquear su acción militante que matarlo.”

A pesar de que todas las acusaciones provienen de grandes terratenientes, la Justicia confirmó la detención provisoria del padre Amaro, que los combatía. Amenazado de muerte en múltiples ocasiones, el religioso ahora se encuentra en la misma prisión que el asesino de Dorothy Sang, en el estado de Brasil más peligroso para los militantes. La Justicia no ve allí ningún inconveniente.

  1. Carol Proner, Gisele Cittadino, Gisele Ricobom y João Ricardo W. Dornelles, Comentários a uma sentença anunciada, o processo Lula,Canal 6 Editora, Bauru, SP, 2017.
  2. Diário do Centro do Mundo,25-3-18, www.diariodocentrodomundo.com.br

Poderoso lobby agroindustrial

Terratenientes bien cuidados

Su gran reunión tiene lugar todos los martes en una bella quinta de un barrio selecto de Brasilia. “Es un almuerzo y el menú cambia todas las semanas”, explicó el encargado de comunicación del “grupo parlamentario ruralista”. Por “menú” no hay que entender una sucesión de platos sino de los temas que este lobby de los grandes terratenientes en el Parlamento discute en mesa chica para luego llevarlos al Congreso o al Planalto, el palacio presidencial.

“Es exactamente eso: conversar para decidir con qué salsas se van a comer los derechos de los indios o la reforma agraria”, ironiza Alceu Castilho, responsable de “Una mirada atenta a los ruralistas”, el observatorio de la industria agroalimentaria de Brasil. Desde la llegada a la presidencia de Michel Temer, en 2016, este grupo parlamentario adquirió una influencia inédita. ¿Su virtud? Haber contribuido con la mitad de los votos del Congreso que aprobó la destitución de Dilma Rousseff. Enfrentado a una impopularidad abismal (menos del 5% de los brasileños se declara satisfecho con él), Temer no se podría mantener en el poder sin semejante apoyo. Por otra parte, fue varias veces invitado a los almuerzos de los martes.

Hoja de ruta

En dos años, “el presidente nos satisfizo plenamente, es cierto. Pero todavía quedan bloqueos que hay que superar”, estima João Henrique Hummel, director del Instituto Pensar Agro, el huésped de los almuerzos. Pensar Agro es un “think tank sin fines de lucro” que reagrupa a las cuarenta principales organizaciones agrícolas de Brasil, también ellas desprovistas de “intenciones lucrativas”, nos aclara Hummel. El instituto financia las actividades del grupo parlamentario ruralista, elabora propuestas y analiza los proyectos de ley. En el capítulo de los “bloqueos”, Hummel recuerda “dos reculadas de Michel Temer” en dos años. La primera, cuando desistió de abolir la calificación de “trabajo esclavo”, como reclaman los ruralistas −en nombre de esta noción, en 2017, el Ministerio de Trabajo liberó a 2.264 trabajadores de 165 empresas que los retenían en “condiciones análogas a la esclavitud”, especialmente en las fazendas–. Y la segunda, cuando intentó abrir a la explotación minera una de las más importantes reservas naturales de la Amazonia, la Renca. Las dos veces, la presión internacional lo obligó a dar marcha atrás. Una pena para los amigos de Hummel, que no obstante se consuelan constatando que el presidente los satisfizo en trece de los diecisiete “temas prioritarios” de su hoja de ruta.

Esta lista de reclamos incluye en primer lugar las restricciones a la expansión territorial de la industria agroalimentaria, particularmente en Amazonia. La palabra clave de los ruralistas, en este campo, es “flexibilización”: la de los análisis preliminares en la atribución de los permisos de explotación (ya sean mineros o agrícolas); pero también la de la obligación de llevar a cabo estudios de impacto en el medioambiente.

También reclamaban una ley que les permitiera a las empresas extranjeras adquirir tierras sin ningún tipo de límite: hecho. Querían que se levantaran las “trabas históricas” a sus negocios −entiéndase: los derechos de los indios, de las comunidades quilombolas (descendientes de esclavos) y la obligación del Estado de llevar a cabo una reforma agraria ante la desigualdad de la propiedad de tierras en Brasil–. Victoria: no sólo el gobierno de Temer propuso una reforma constitucional que apunta a cambiar las reglas de otorgamiento de las tierras de los indios y de las comunidades quilombolas sino que también amputó el presupuesto de dos organismos públicos esenciales, el Instituto Nacional de Colonización y Reforma Agraria (INCRA) y la Fundación Nacional del Indio (FUNAI).

En cuanto llegó a la presidencia, Temer suprimió el Ministerio de Desarrollo Rural, que llevaba a cabo políticas que favorecían a los pequeños agricultores. Una nueva ley limita la reforma agraria y prevé la regularización de las tierras adquiridas de manera ilegal a un precio mucho más bajo que el del mercado, una práctica histórica de los fazendeiros. “Esta ley es la mayor derrota para la democratización de la propiedad de la tierra −resume Juliana Malerba, profesora de derecho medioambiental en la Universidad de Río de Janeiro–. Cambia completamente las reglas y va a ocasionar una concentración aun más fuerte. A lo que hay que agregarle todas las desgravaciones fiscales y las reducciones de deuda destinadas a los grandes terratenientes.”

Desde hace dos años, el ministro de Agricultura es “el primero de los ruralistas”: Blairo Maggi, más conocido en Brasil por el sobrenombre de “rey de la soja”, ya que es propietario del Grupo Amaggi, primer productor mundial, citado en los “Paradise Papers” por haber armado con el Grupo Louis-Dreyfus una sociedad muy rentable en las Islas Caimán. “Este gobierno suprimió toda la reglamentación medioambiental para la agricultura, ya sea para las semillas transgénicas o para los fertilizantes químicos −explica Carlos Federico Marés de Souza Filho, profesor de Derecho Agrario en la Universidad Pontificia Católica de Paraná–. El marco legal sin embargo ya era muy limitado. Ahora la ley permite el uso de pesticidas que están prohibidos en sus países de origen.”

Con 235 diputados de 513 en total y 27 senadores de 81 en conjunto, el grupo parlamentario ruralista se muestra muy proactivo. Ha impulsado iniciativas que aumentarían la violencia si fueran aprobadas: un proyecto de ley para legalizar la portación de armas entre los productores rurales; otro que propone la inscripción del Movimiento de los Sin Tierra y el Movimiento de Trabajadores Sin Techo en la lista de “organizaciones terroristas”…

Los ruralistas también dirigieron dos comisiones de investigación parlamentarias sobre el INCRA y la FUNAI. Estas comisiones le piden a la justicia que investigue a 96 personas (antropólogos, responsables de organizaciones no gubernamentales nacionales e internacionales, procuradores, ministros de Justicia, etc.), para ellos culpables “de fraudes en la demarcación y la homologación de las tierras”. Las investigaciones judiciales por el momento no han avanzado, pero la amenaza sigue ahí. Tanto más cuanto que “el Poder Judicial carga con una pesada responsabilidad en el proceso de criminalización de los movimientos sociales”, se preocupa Layza Queiroz Santos, abogada del Comité Brasileño de Defensa de los Derechos Humanos. “Si la relación de fuerzas entre progresistas y conservadores no se equilibra en el Congreso que será elegido este año, podemos temer que se reanuden estos ataques”, señala.

Mientras que el gobierno Temer trabaja para la agroindustria, en Brasil sigue habiendo cerca de 4 millones de campesinos sin tierra, y cerca de 66.000 fazendasimproductivas, que representan alrededor de 175 millones de hectáreas. “Y estas cifras son subestimaciones −destaca Marés de Souza Filho–. Los criterios que permiten medir la productividad son de 1980. Si no se toma en cuenta la miseria de los campesinos, los conflictos se van a radicalizar.” La cantidad de brasileños que viven en la extrema pobreza aumentó 11,2% entre 2016 y 2017, pasando de 13,34 millones a 14,83 millones de personas. Un tema que no figura nunca en el menú de los almuerzos de los martes.

Por Anne Vigna*

 

* Periodista (Río de Janeiro).

Traducción: Aldo Giacometti

 

]]>
http://contrahegemoniaweb.com.ar/violencia-politica-en-brasil/feed/ 0
John William Cooke: pensamiento nacional y pensamiento emancipador (Parte 2) http://contrahegemoniaweb.com.ar/john-william-cooke-pensamiento-nacional-y-pensamiento-emancipador-parte-2/ http://contrahegemoniaweb.com.ar/john-william-cooke-pensamiento-nacional-y-pensamiento-emancipador-parte-2/#respond Tue, 18 Sep 2018 05:00:14 +0000 http://contrahegemoniaweb.com.ar/?p=12106 A 50 años de la muerte de John William Cooke. No debe extrañarnos que ciertos “lugares de la memoria” sigan vedados para Cooke, concretamente: el sitial del “pensador nacional” fundamental. Su itinerario herético lo ubica en los márgenes del mismo y, de alguna manera, nos plantea la necesidad de reinterpretar y trascender las viejas tradiciones y genealogías y, sobre todo, la necesidad de crear unas nuevas. Lo que para Cooke –y para nosotros y nosotras– era un punto de partida para otros y otras era (y es) punto de llegada. Los proyectos políticos del presente, y nos referimos específicamente a los que invocan horizontes populares, no pueden hacerse cargo de esa herencia, de esas porciones de pasado irresueltas. Porque no son en verdad populares, o porque –por ahora– no llegan a ser proyectos.

 

El denominado “pensamiento nacional” como expresión de la versión hegemónica de la tradición nacional-popular reclama para sí una identidad histórica y una matriz “autónoma” a la hora de pensar el mundo, al tiempo que adhiere a una perspectiva situada, desde Argentina, desde Nuestra América, desde la periferia; en concreto, la “posición nacional” mencionada. También reivindica el carácter heterogéneo de la cultura popular. Estamos absolutamente de acuerdo con este emplazamiento. Pero esa identidad, esa matriz y esa perspectiva son harto imprecisas. Sus manifestaciones concretas en los procesos históricos han sido muy disímiles. Luego, la reivindicación de lo heterogéneo propuesta desde la versión hegemónica de la tradición nacional-popular suele ser un mecanismo para contrabandear valores, pensamientos y proyectos de las clases dominantes. ¿Autonomía en relación a qué? ¿Cuáles son las implicancias políticas del “pensamiento nacional” en tanto “pensamiento situado” (o “epistemología periférica”) y expresión de la “posición nacional”? ¿Qué amalgamas y solidaridades habilita la heterogeneidad que se reivindica? ¿Hasta que punto son compatibles las distintas “vertientes” del pensamiento nacional? ¿Qué porciones de lo universal son sometidas al proceso de nacionalización y cuáles son desechadas?

 

La “posición nacional” con sus simplificaciones, con sus maniqueísmos, con su elasticidad y con su pereza intelectual, integra fragmentos sociales, identidades y proyectos políticos que limitan las posibilidades de construir un sujeto colectivo emancipador. A las particularidades socioculturales locales se les asigna un carácter homogéneo e inmaculado frente a lo universal. No establece una diferencia tajante entre los elementos culturares democráticos y los elementos culturales conservadores que contiene toda “cultura nacional”.

 

La “posición nacional”, a partir de una esencialización de lo nacional, funciona como referencia epistemológica, ideológica y política que busca integrar lo antagónico y resolver lo contradictorio de modo antidialéctico. Concibe la autoafirmación en términos estrictamente culturalistas y nativistas. Por eso identificó e identifica una oligarquía nacional, un nacionalismo agrario, una burguesía nacional, un liberalismo nacional, un fascismo nacional y una izquierda nacional.

 

De este modo, la “posición nacional”, una vaga etiqueta de amplio poder cubritivo, termina componiendo un embutido. Luego, se funda en una identidad autosuficiente y deshistorizada, una identidad que en el fondo no es más que una expresión del tiempo compulsivamente uniformador del capitalismo. De ahí la opción de sus cultores y cultoras por las bajadas de líneas y otras prácticas elitistas, en particular las que se suelen denominar como “conducción” y “adoctrinamiento” que indefectiblemente devienen burocracia y dogmatismo. El sujeto colectivo que se construyó y se construye en torno a la “posición nacional” es el sujeto que reclaman los proyectos neo-desarrollistas, neo-socialcristianos (y neo-coloniales) y las fracciones burguesas que los sostienen. Es un sujeto dócil a los aparatos de poder.

 

En rigor de verdad, para la configuración hegemónica de la tradición nacional-popular, lo nacional es nacional-estatal. La autoconciencia que invoca es más estatal que nacional. Es, principalmente, estatal. Su horizonte es la cohesión social para el desarrollo de un capitalismo nacional integrador, en el mejor de los casos. Celebra la asociación de los y las de abajo, por los y las quiere “en caja”.

 

Invocando a Arturo Jaurteche se ha afirmado y se afirma que la “posición nacional”  consiste en aportar soluciones nacionales a los desafíos de nuestro tiempo, en emplear las ideas –sin pedirles partida de nacimiento– a favor del avance del pueblo y la consolidación de la soberanía. No es necesario un gran esfuerzo hermenéutico para percibir la ambigüedad y la generalidad de esta definición (y la indigencia del arsenal teórico, conceptual y metodológico subyacente). La situacionalidad que se reivindica peca de abstracta, se queda en el punto de partida. Es una obviedad topográfica que conduce a la exaltación del localismo. La argentinidad es definida a través de formulas generales e indeterminadas. ¿Acaso no hay una argentinidad dominante y otra dominada, subalterna y oprimida? Más aún, corresponde utilizar el plural en el interrogante y decir: “argentinidades dominantes” y “argentinidades dominadas, subalternas y oprimidas”. ¿Qué destino tienen las argentinidades dominadas, subalternas y oprimidas en los marcos del sistema capitalista? “Razonar sobre realidades” decía Jauretche; y tras cartón proponía un recorte de la realidad que dejaba afuera porciones significativas de la misma. Las porciones que contradecían su punto de vista.

 

Concebidos de este modo, la “posición nacional” y el “pensamiento nacional” tienen como principal (y prácticamente único) fundamento la reivindicación de la especificidad del ámbito socio-político, el “nosotros”, el “nosotras”, desde el cual se piensa. Se trata de un lugar común y como tal, muy seguro, libre de todo riesgo, a salvo de las preguntas molestas. Por eso es un signo de su impotencia crítica. Claro está, ese nosotros, ese nosotras, pretende erigirse en continente de sectores e intereses antagónicos, incluyendo a los que forman parte de la “Santa Alianza” entre empresarios, burócratas y fuerzas represivas; asimismo, soslaya la lucha de clases (cuyo lenguaje no desconoce) y no supera los esquemas axiológicos de las clases dominantes. Su norte es la convivencia de las clases antagónicas, la conciliación de clases y la pasividad de las masas (o su movilización controlada).

 

Es saludable revisitar a Jauretche. Es un autor insoslayable a la hora del examen retrospectivo, a la hora re-pensarnos como sociedad (o como nación/pueblo). Pero, a riesgo de caer en la reivindicación de los harapos intelectuales, no conviene olvidar que: “hay vida después de Jauretche”. Este “pensador nacional” fue muy prolífico cuando se dedicó a explicar y a combatir el dominio extranjero exterior, pero tendió a reprimir el análisis de ciertas facetas del dominio extranjero interior. Su visión sobre la dependencia argentina ya estaba desfasada en la década del 60; no daba cuenta, por ejemplo, de los mejores aportes de la teoría de la dependencia.

 

La versión canónica del pensamiento nacional, no puede ser otra cosa que un pensamiento mistificador que oculta relaciones sociales asimétricas, relaciones de dominación y, en ocasiones, pedagogías de la humillación. Poco de pensamiento. Nacional en un sentido débil, cuanto más pro-capitalista y estatal, más débil. Mucho de tradicionalismo, de viejas formulas y letanías. Poco nacionalismo económico y social concreto. Agresivo en la superficie, débil en el fondo. Un torrente de groseras supersticiones políticas con proliferación de verticalismo y discursos paternalistas. Folklore, en la peor acepción. Mañas encubridoras y para peor: adquiridas en la experiencia del dominio social directo, en la gestión de lo instituido. Un conjunto de “fórmulas gauchipolíticas” y de “saberes pillos”, aptos para el desenvolvimiento público de políticos oportunistas, burócratas sindicales, punteros, algunos dirigentes sociales y algunos curas, entre otros intermediados del poder. Nacionalismo desfasado y a contramano, sin bases reales estructurales y orgánicas, aliado de corporaciones transnacionales; nacionalismo que no tiene más remedio que devenir pura gesticulación para llegar al paroxismo de la morisqueta. Vale decir que existen versiones nuevas y más sofisticadas de la esta versión del pensamiento nacional, más al uso de los espacios académicos, con otras arquitecturas conceptuales, con otros soportes eruditos y teóricos, aunque con consecuencias políticas similares a las versiones más toscas. Hace más de 40 años, Noe Jitrik constataba la existencia en la cultura argentina de “una fuerte fascinación por el ‘populismo’ como sistema de eliminación mística de la complejidad del proceso…”.[1] Claro está, Jitrik se refería a los procesos históricos. Consideramos que esa modalidad le cabe perfectamente a la versión canónica del pensamiento nacional. Por supuesto, también “hay vida después de Ernesto Laclau”.

 

¿Cuáles son las consecuencias prácticas de la versión canónica del pensamiento nacional? Al pretender conciliar hegelianamente el pensamiento con la realidad, pone el acento en la actividad de la conciencia y deja intacta la realidad. Cabe tener presente que en la Segunda Tesis sobre Feuerbach, Marx decía que el problema de la verdad del pensamiento no es teórico sino práctico. O sea: su verdad sólo puede ponerse de manifiesto (y comprobarse) en la práctica. Esta versión canónica del pensamiento nacional se auto-representa como una sustancia espiritual trascendente que evoluciona y se adecua a cada época histórica. Pero no existe tal sustancia ni tal evolución. En todo caso lo que “evoluciona” es el mundo en su inmanencia.

 

El lingüista Valentín N. Volóshinov, un discípulo marxista de Mijaíl Bajtin, decía que “la clase dominante busca adjudicar al signo ideológico un carácter eterno por encima de las clases sociales”[2], de este modo el signo ideológico ingresa en un proceso de degradación, deviene alegoría y deja de aportar al proceso de comprensión.

 

La versión canónica del signo ideológico que remite a la configuración hegemónica del pensamiento nacional asienta la reflexión y los discursos sobre unos vínculos entre Nación, Estado y sociedad que son extemporáneos. Se trata de un pensamiento anacrónico. Por lo tanto no genera praxis sino ilusión. Remite a generalidades y no a procesos activos. Trata a las verdades de ayer como si fueran las verdades de hoy. Se ensaña con espantajos y se torna rígido. No se constituye como otredad sino como tautología, una forma cultural objetivada que apela a valores caducos sin capacidad de crear. En fin, un “pensamiento” anulado y absorbido por el poder. Un “pensamiento” portador de una “épica popular”, pero confeccionada a la medida del orden establecido. El pueblo narrado en tercera persona.

 

Las imágenes colectivas que promueve la versión canónica del pensamiento nacional conforman una intersubjetividad legitimadora del poder de las clases dominantes, favorecen los acomodamientos, disuaden de las rupturas, promueven el contrasentido de aluviones zoológicos estatalizados y de cabecitas negras conformistas y electoralizados. Si bien las fracciones más poderosas de la clase dominante repudian todo tipo de pensamiento nacional, en los momentos de alza de la lucha de clases, en las coyunturas de extrema polarización social y política, aceptan la versión canónica del pensamiento nacional en tanto superestructura idónea para alcanzar tipo de unidad nacional que pone a resguardo su dominación.

 

Así, en los marcos de la configuración hegemónica de la tradición nacional-popular, el “pensamiento nacional” se parece más a un pensamiento formalizador que a una lengua viva. Se desdibuja como matriz epistemológica periférica, se erige en un pensamiento antidialéctico y cae en la abstracción. Por lo tanto, está expuesto a los procesos de sustancialización y tiende a ser conservador y a-crítico. No fortalece la conciencia popular respecto del imperialismo real: soslaya aspectos vinculados a la matriz económica extranjerizante y extractivista, promueve el antiimperialismo abstracto que hace casi cien años denunciaba Raúl Scalabrini Ortiz con toda la autoridad de quien sugería los caminos para el desarrollo de una política antiimperialista concreta apta para su tiempo.

 

Frente a las reactivaciones de la tradición liberal conservadora y pro-imperialista,[3] con sus modelos abiertamente antinacionales, antipopulares que promueven los procesos auto-denigratorios y el desprecio por los valores colectivos autóctonos al tiempo que siembran la tristeza y la desolación, la versión hegemónica de la tradición nacional-popular recobra vigor, adquiere atributos resistentes y pasan a segundo plano sus tendencias a la transacción, sus zonas compatibles con el sistema de dominación, sus mecanismos de alienación popular. Las configuraciones contrahegemónicas de la tradición nacional-popular tienden a ser marginadas, anuladas o integradas por la configuración hegemónica. Pero al mismo tiempo las reactivaciones de la argentinidad individualista, impiadosa y reaccionaria, generan un contexto para repensar lo nacional-popular en clave descolonizadora radical, para sistematizar las voces dispersas que por abajo  nombran lo nacional de manera original.

 

Sólo un pensamiento emancipador puede asumir, sin ambigüedades, las perspectivas autónomas y situadas. Sólo un pensamiento emancipador puede administrar con solvencia y coherencia los patrimonios socio-culturales populares de la historia de Nuestra América. Sólo un pensamiento emancipador puede recuperar el potencial teórico y autónomo del pensamiento nacional, integrándolo como una particularización y como forma concreta en la que habita la verdad que hace posible la recreación de totalidades desde una condición periférica y en clave liberadora. El pensamiento emancipador es una revelación iluminadora que sabe conmover permanentemente nuestros pensamientos previos. Es un pensamiento que sabe cuestionar el logos vigente.

 

Cooke es la expresión de una articulación entre lo nacional y lo plebeyo, entre lo universal y lo autóctono. Una articulación que no se consuma en planos discursivos o simbólicos, sino que se basa en la praxis. Porque, para Cooke, las imágenes divergentes de la nación (las que eran innegociables con las clases dominantes) se generaban en la praxis de las clases subalternas y oprimidas. En efecto, la clase trabajadora jamás concurre a la lucha desprovista de sus rasgos culturales constitutivos. Esos rasgos juegan un papel importante. Bien lo sabía Cooke, por eso dedicó buena parte de su vida a desarrollar los elementos de la cultura democrática y socialista contenidos en la tradición nacional-popular.

 

Por todo esto, la configuración hegemónica de la tradición nacional-popular tiene que borrar a Cooke de su genealogía, o mutilarle o anestesiarle la parte más significativa de su actuación. En todo caso podrá incorporarlo como presencia vacía y superficial. Cooke es un “ángel” rebelde, insumiso, irreverente; un “ángel caído”. “El bebe”, al igual que Alicia Eguren, su compañera de vida y militancia, no puede insertarse en la línea de continuidad propuesta por la configuración hegemónica de la tradición nacional-popular porque representa un momento de desmesura inasimilable para la misma. Es una estación fundamental de una configuración alternativa de lo nacional-popular, una configuración socialista.

 

Ante nosotros y nosotras un antecedente insoslayable y un signo incontrastable que nos confirma la posibilidad de pensar lo nacional-popular en clave de pensamiento emancipador es decir: antiimperialista, anticapitalista, antipatriarcal y socialista. Es decir: dialéctico.

 

Por: Miguel Mazzeo*

 

 

Lanús Oeste, septiembre  de 2018.  

[1] Jitrik, Noe: “Las desventuras de la crítica”. Texto publicado en Marcha (2ª época), México, 1980 y presentado como “La ‘cultura’ en el retorno del peronismo al poder”, en el Center for Latin American Relations, New York, el 22 de abril de 1976. En: Jitrik, Noe, Las armas y las razones. Ensayos sobre el peronismo, el exilio, la literatura, Buenos Aires, Sudamericana, 1984, p. 206.

[2] Volóshinov, Valentín Nikoláievich, El marxismo y la filosofía del lenguaje, Buenos Aires, Godot, 2018, p. 51.

[3] Especialmente la Dictadura Militar (1976-1983), el periodo menemista (1989-1999) y en la actualidad el gobierno de la coalición derechista Cambiemos.

* Autor del libro: El Hereje, Apuntes sobre John William Cooke, publicado por El Colectivo, Buenos Aires, 2016.

]]>
http://contrahegemoniaweb.com.ar/john-william-cooke-pensamiento-nacional-y-pensamiento-emancipador-parte-2/feed/ 0