Si queremos cambiar el mundo, debe ser a partir de la lucha antirracista, dice Mireille Fanon

Profesora, hija de Frantz Fanon, analiza cómo la esclavización de las poblaciones negras fue la base del sistema capitalista

El hecho de que el capitalismo se ha forjado a partir de la esclavización, dice Mireille Fanon Mendes-France, profesora de la Universidad París Descartes, impide separar la lucha de clases del análisis de los movimientos antirracistas.

“Si queremos cambiar el mundo, debe ser desde la cuestión de la racialización, porque el mundo está organizado a partir de ella”, afirma la profesora, quien estuvo en Brasil en el año 2015 como consultora de un grupo de trabajo de las Naciones Unidas (ONU) sobre los afrodescendientes. “Si las personas entendieran que el capitalismo se construye a partir de la desigualdad y la racialización de una parte de la población, cambiaríamos la mente de las personas”, completa.

Mireille es la hija de Frantz Fanon, intelectual, psiquiatra y activista negro nacido en Martinica, una pequeña isla del Caribe colonizada por Francia. La obra de Fanon, con libros como Los condenados de la Tierra y Piel Negra, Máscaras Blancas, fue central para el pensamiento negro del siglo 20. Hoy en día, ella organiza y difunde el legado del padre presidiendo la Fundación Frantz Fanon.

En conmemoración del Día la Conciencia Negra, 20 de noviembre, Brasil de Fato publicó los principales tramos de la entrevista Mireille dio en Ghana en agosto, cuando asistió al III Seminario del Pan-Africanismo Hoy. Los principales tópicos abordados en la entrevista fueron: neocolonialismo, racismo sistémico y movimientos identitarios.

Neocolonialismo

No estoy segura si tenemos que hablar de neocolonialismo. Algunas personas se refieren a una nueva forma de colonialismo, pero estoy en desacuerdo.

La base del colonialismo persiste y se expresa en la forma en que los países africanos están siendo invadidos por transnacionales, entre ellas por la minería extractivista canadiense. Esto, también se expresa, por ejemplo, en la forma en que la Unión Europea exige a los países africanos hacerse cargo de la cuestión migratoria, pidiéndoles que desarrollen la política europea en sus países africanos como Mali, Níger y también, Libia. Basta mirar cuántas bases [militares] están en el continente africano.

Cotidianamente, es visible la forma en que el Estado maneja la cuestión de las personas afrodescendientes, en la forma en que abordan las cuestiones de la educación, la vivienda… O si se mira el número de personas que están presas en Estados Unidos: en su mayoría, son negras. Y no es una forma nueva de colonialismo. Es una forma fundamental de colonialismo.

Es necesario prestar atención a la forma en que se construye la ideología del racismo. La misma fue construida a partir de la trata transatlántica de esclavos y la esclavización. Diferencio esclavización de esclavitud. La esclavitud con certeza ya existía antes, en África e incluso en el sur de Europa, pero ella sucedía después de guerras, entre tribus o reinos, cuando se capturaban y esclavizaban personas [del lado derrotado]. Pero la esclavización es completamente diferente. Es cuando se toma a una persona, se la deshumaniza, y se la transforma en una pieza de mobiliario. Deja de ser un ser humano.

Es por eso que es muy importante diferenciar esclavitud de esclavización. En ese sentido, es ahí donde eso se convierte en un mercado. La esclavización era un mercado. Es la base del capitalismo. Es por eso que es una herencia tan importante, sobre todo en África.

¿Cuántas personas son racializadas en el mundo? ¿Los descendientes de africanos? ¿Los africanos? ¿Migrantes o no migrantes? Incluso una persona que es ciudadana de Ghana, por ejemplo, si se va a Europa, es racializada.

Tenemos que interconectar y considerar la interseccionalidad entre ser negra, ser mujer, ser musulmana, que son motivos para ser racializada. Es muy importante entender esto. Si no se trata el problema del racismo, la racialización y el racismo en sentido estricto, no lo estamos entendiendo.

Racismo sistémico

Yo fui especialista de la ONU para la cuestión afrodescendiente y visité Brasil en aquella época. [En el informe producido para la organización] usé el término “racismo estructural”, pero también tenemos que añadir el [racismo] sistémico, porque el capitalismo se basa en la esclavización y el racismo sistémico. Si existe racismo sistémico, es porque hay un racismo estructural que está profundamente arraigado en la mente de las personas, y que es parte estructural de la supremacía blanca de lo que llamamos modernidad.

De esto vienen expresiones como “la negritud y la indigeneidad no son valores humanos de hecho”. Ésta es la cuestión. Hasta hoy, en la mente de las personas, aunque no se exprese, todavía es verdad para mucha gente.

Si queremos cambiar el mundo, debe ser a partir de la cuestión de la racialización, porque el mundo se organiza a partir de eso. Si se observa, hay un uno por ciento de la población que es blanca y ellos son líderes, maestros, presidentes, dominan el mercado financiero, el mercado intelectual, las universidades, la construcción del conocimiento. Ellos deciden lo que usted tiene que aprender en los libros.

Yo soy de Francia, por desgracia [risas]. Si el pueblo francés y la educación francesa no quieren que usted sepa lo que hicieron, las atrocidades, los crímenes de guerra en Madagascar, en Nigeria, en África, borran esa parte del currículo. No es importante [para ellos].Y peor: ellos transforman la realidad. Ellos dicen: “El colonialismo fue bueno para el pueblo africano, porque consiguieron hospitales, educación, bla bla blá”.

Necesitamos deconstruir la ideología de la supremacía blanca. De lo contrario, el uno por ciento de la población [seguirá siendo] elite y el 99% de la población, “no seres”. La elite es el “ser” y el 99% es el “no ser”. Pero dentro de ese 99% también tenemos una jerarquía. Cuanto más blanco sea, más seguro estará, o podría estar. Cuanto más negro, con certeza más condenado. Esto excluye a la gente. Es una cosa que tenemos que tener en cuenta. Es por eso que el término neocolonialismo no tiene sentido.

La Comisión de la Verdad y la Reconciliación [creada con el fin del apartheid sudafricano] fue sólo una fachada, simplemente “para mostrar”. ¿Cómo es posible vivir en un país donde una parte muy pequeña de la población mató durante años y años y años y después de eso, vivir juntos? Es importante establecer un proceso jurídico real, porque, si usted es un ciudadano común y comete un crimen, va preso. ¿Cómo es posible que las personas que cometieron esos crímenes – crímenes gravísimos – no vayan presas?

Esto refuerza el sentimiento de impunidad para las personas blancas, de que son las más fuertes y pueden dominar el mundo de la forma que quieran. Es terrible.

La situación de Sudáfrica hoy es muy difícil, porque los jóvenes ya no quieren aceptarla. Cuando piden la quita de la estatua de [Cecil] Rhodes [campaña iniciada en 2015 en Ciudad del Cabo, que dio lugar a un gran movimiento por la descolonización de la educación en el país] tienen razón. Lo necesitamos en todas partes. En la isla de Martinica y en otros lugares, la estatua del antiguo colonizador todavía está allí.

Dicen que los seres humanos son todos iguales. ¡No! Algunos seres humanos son “más iguales” que otros. Es eso. Algunos incluso reivindican y gritan por igualdad: “¡Queremos igualdad para nuestros ciudadanos!” Pero es una broma, porque la igualdad se basa en la desigualdad.

Movimientos identitarios

No basta con decir que queremos aplastar al capitalismo. No es suficiente. Necesitamos abordar el motivo por el cual el capitalismo es tan fuerte, y el motivo por el que el sector financiero es tan fuerte. El motivo por el cual nos matan. Y esto va a empeorar. Cuanto más fuerte es el sistema capitalista, empeora, porque no tienen otra solución que matar personas. Cuando la dificultad que enfrentan es demasiado grande, la única posibilidad [que encuentran] es matar cada vez más personas.

Esto viene de la esclavización. Esto pasa en Francia. Es la mentalidad europea. Ella se organiza así. Y eso es terrible para la sociedad. Por eso es muy importante tomar posición al respecto.

Si la gente entiende que el capitalismo se construye a partir de la desigualdad y la racialización de una parte de la población, cambiaremos la mente de las personas. Yo realmente creo que no podemos repetir lo que nuestros padres y abuelos hicieron. Primero, necesitamos descolonizar la mente de las personas. Esta es una de las partes de la obra de Frantz Fanon. Es desalienar la mente de las personas, porque es la sociedad la que produce locura o problemas psicológicos y psiquiátricos. Necesitamos cambiar eso.

*El día de la Conciencia Negra es 20 de noviembre

Edición: Pedro Ribeiro Nogueira

Foto: Rute Pina

Fuente: Brasildefato.com.br

Traducción: Contrahegemonía

Please follow and like us:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.