De la lista Multicolor de la docencia universitaria y preuniversitaria

Contra el ajuste salarial y presupuestario a las universidades nacionales
La pauta salarial del gobierno de Fernández, Trotta y Guzmán fue rechazada masivamente por la docencia de los colegios y las universidades. Fueron 37 los sindicatos -sobre 57 universidades nacionales- de una y otra federación (CONADUH y CONADU) que se pronunciaron en contra del acuerdo y la firma salarial. Una pauta salarial que contiene una clara política de ajuste fiscal pergeñada por el gobierno nacional, los gobiernos provinciales, los rectores y a medida del FMI, en beneficio de las patronales y especuladores. 
El repudio, además, se concentró en un reconocimiento de gastos por conectividad y equipamiento que en verdad nada reconoce: un miserable bono mensual de $1000, de abril a diciembre. Una burla a toda la docencia.
Desde la Multicolor de la docencia universitaria y preuniversitaria manifestamos que no está cerrada la lucha por nuestro salario. Necesitamos poner en marcha un gran movimiento de lucha docente para conquistar la inmediata reapertura de la Mesa de Negociación Salarial y en ella la cláusula gatillo. 
El recorte en el presupuesto universitario, y sobre el conjunto de la educación, es una política sistemática de los distintos gobiernos nacionales y provinciales. Por ejemplo, en los últimos 5 años el gasto educativo de Argentina cayó un 20%. Se dejaron de invertir $1.4 billones. Es decir, un año entero del gasto educativo del país. 
• Por la defensa del Convenio Colectivo
Nos pronunciamos por la defensa y aplicación irrestricta de nuestro Convenio Colectivo de Trabajo (CCT) en todas las universidades nacionales. A quince meses de la virtualización forzosa denunciamos la falta total de provisión de herramientas y equipos de trabajo (computadoras, mobiliario adecuado, conexión a internet, etc.) por parte del gobierno nacional y el CIN. En el mismo sentido el reconocimiento de gastos es prácticamente inexististe. También defendemos y exigimos la aplicación del artículo 14 del CCT para la cobertura de cargos vacantes, de suplencias y el otorgamiento, sin restricción alguna, de licencias especiales y dispensas para el cuidado hijos/as y adultos mayores en el hogar. 
Asimismo reclamamos la implementación permanente, a través de las paritarias particulares con mandato de las asambleas de base, del Artículo 73 para la regularización y el pase a planta estable de todo el personal docente de las universidades nacionales. A seis años de la homologación del CCT todavía son decenas de miles las y los docentes interinos y contratados. 
Rechazamos los recientes anuncios del ministro Trotta y el secretario Perczyk (SPU) sobre el Plan de Virtualización de la Educación Superior (PLANVES II 2021). Una iniciativa de la SPU y el CIN para la puesta en marcha de “aulas hibridas” en todo el país. Lo que significa, entre otras cuestiones, mayor precarización para la docencia bajo una modalidad de “trabajo dual”.
Exigimos al CIN y al gobierno nacional el cumplimiento inmediato del acta paritaria nacional en referencia a los programas de ascensos de Ayudantes de Primera -con 15 o más años de antigüedad- a Jefe de Trabajos Prácticos (donde está previsto destinar $100 millones) y renta para docentes ad honorem ($150 millones).

Te puede interesar:   El rol de las escuelas técnicas en los modelos productivos hegemónicos: una mirada con perspectiva de género.

• Vacunas y presencialidad 
Aún la inmensa mayoría de la docencia universitaria no ha recibido la vacuna ni aparece en los planes de vacunación como prioridad. 
A pesar de las presiones del gobierno y las gestiones universitarias, diferentes gremios universitarios resistieron las imposiciones en torno a la presencialidad, sobre todo en el nivel preuniversitario.
Reclamamos un plan de testeos masivos y la vacunación para todo el personal docente, no docente y estudiantes y para toda la población trabajadora en su conjunto. Nos pronunciamos por la liberación de las patentes y contra el monopolio de las multinacionales de la industria farmacéutica. También nos pronunciamos por la inmediata intervención estatal, como bien de utilidad pública, de los laboratorios Sigman y Richmond, ubicados en la provincia de Buenos Aires. También es necesario que se garanticen las readecuaciones de infraestructura necesaria, así como insumos de protección bajo el control de docentes, estudiantes y no docentes.
Hoy, por razones epidemiológicas, de salud pública e infraestructura nos oponemos a la presencialidad unilateral e irresponsable que buscan imponer los rectores, el Ministerio de Educación y el ministro de trabajo Moroni. La presencialidad universitaria significa el desplazamiento diario de 1.700.000 estudiantes, 190.000 docentes y 55.000 no docentes. En tiempo de crecimiento de los contagios en todo el país y de las muertes por covid-19 es necesario priorizar la salud, la vida y la educación. 

• Por la recuperación de los sindicatos 
Como parte del movimiento de la docencia universitaria y preuniversitaria, reafirmamos que los sindicatos son de los y las trabajadoras. Es por ello que militamos en todos los sindicatos de todas las federaciones docentes para recuperarlas de las burocracias que se subordinan a nuestra patronal, el Estado nacional. Es por eso que promovemos las asambleas generales en cada universidad para que delibere y resuelva toda la docencia afiliada a un u otro sindicato incluido los no afiliados a ninguno. Los sindicatos y las centrales tienen que representar en sus reclamos al conjunto de los/as trabajadores; en planta, contratados, tercerizados, precarizados y desocupados. Es necesario el cambio de los estatutos antidemocráticos, impuestos por las burocracias y el Estado. 
Es fundamental que la Multicolor profundice su accionar para transformarse en un verdadero articulador y canalizador del descontento de todos aquellos docentes y sindicatos que rechazaron el acuerdo salarial frente a la política de ajuste del gobierno nacional.

Te puede interesar:   EL POS MAESTRO: UNA CRÍTICA A LA PEDAGOGÍA NEOLIBERAL

• Por la democratización de las universidades y la solidaridad con todos los sectores en lucha
Bajo las banderas de la reforma de 1918 nos pronunciamos por la plena democratización de los órganos de gobierno de las universidades y la plena ciudadanía universitaria para toda la docencia. 
Exigimos la inmediata absolución de lxs 27 estudiantes de la Universidad Nacional de Córdoba y de lxs 14 estudiantes y dos compañeras docentes de la Universidad Nacional de Río Negro, procesadas por la justicia a pedido de los rectores Juri (UNC, ex ministro de la Alianza) y Del Bello (UNRN, ex secretario de la SPU durante el menemismo) en el marco de la rebelión docente-estudiantil del 2018. Se demuestra así que los dos bloques políticos patronales reprimen a trabajadores y estudiantes. Repudiamos el cierre de la carrera Sonido y Grabación de la UNLaM, dejando a estudiantes y docentes a la deriva y sin respuesta frente a este atropello. 
Decimos basta de criminalizar a las y los que luchan para defender la universidad pública. Por la unidad con el movimiento estudiantil, unificando sus reclamos, contra la deserción, por conectividad y dispositivos garantizados por el Estado y becas integrales para que nadie se quede sin estudiar.
Es urgente la articulación real con el movimiento estudiantil combativo, con asambleas y encuentros interclaustros que permitan la unidad en la lucha por nuestras universidades. 
Nos solidarizamos con todos los sectores obreros en lucha. Proponemos la coordinación de las luchas obreras para lograr su triunfo. Así lo hicieron las y los trabajadores de la salud de Neuquén que repudiaron la entrega de ATE Neuquén y desplegaron un plan de lucha que obligó al gobierno provincial a renegociar el acuerdo salarial. El movimiento obrero ocupado y desocupado, incluso bajo las limitaciones de la pandemia, comienza a abrirse paso frente al ajuste y los despidos, a los programas fondomonetaristas, al agravamiento de las condiciones de vida de las familias trabajadoras y enfrentando a las direcciones sindicales que entregan o traicionan.

Te puede interesar:   Educación: disciplinamiento social, mercado y presupuesto

Las y los docentes tenemos que intervenir masivamente para que triunfen nuestras reivindicaciones, por eso desde la Multicolor de la docencia universitaria y preuniversitaria decimos que no está cerrada la lucha por nuestro salario. VAYAMOS A UNA REUNIÓN NACIONAL DE LA MULTICOLOR para deliberar en conjunto, y preparar un GRAN ENCUENTRO NACIONAL DE LA DOCENCIA UNIVERSITARIA AL INICIO DEL SEGUNDO CUATRIMESTRE. 

❖ Reapertura de la Mesa de Negociación Salarial.

❖ Ningún docente por debajo de la línea de pobreza.

❖ Cláusula gatillo.

❖ Pago de los gastos de conectividad y equipamiento.

❖ Salario para toda la docencia ad honorem y adscripta.

❖ Aplicación irrestricta del CCT.

❖ Ninguna presencialidad sin condiciones epidemiológicas e infraestructura.

❖ Vacunación para toda la población, liberación de las patentes.

❖ Por la recuperación de los sindicatos. Fuera las burocracias de los sindicatos.

❖ Aporte estatal a nuestras Obras Sociales.

❖ Derogación de la LES privatista que perpetuaron todos los gobiernos desde el menemato.

❖ No a la criminalización de la protesta.

❖ Ruptura con el FMI. No al pago de la deuda. Plata para educación y salud.

❖ Basta de ajuste por parte del Gobierno Nacional, los gobiernos provinciales y los rectores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *