Cisjordania. El Ejército de Israel asesina a otra periodista palestina en menos de un mes

La joven periodista de 31 años Ghofran Warasneh fue asesinada este miércoles a la mañana por el Ejercito de Israel en el campo de refugiados de Arroub, Cisjordania. Es la segunda periodista asesinada por soldados israelíes en menos de un mes. Al igual que con la periodista de Al Jazeera, Abu Akleh, quisieron impedir su funeral y atacaron a los presentes con balas de goma y gases lacrimógenos.

Ghofran Warasneh, de 31 años, estaba en su primer día de trabajo para una nueva estación de radio palestina. Recibió un disparo de un soldado israelí que la dejó morir desangrada y no permitió que los paramédicos la asistieran.

Fue este miércoles por la mañana en la entrada del campo de refugiados de Arroub, al norte de Hebrón, en la Cisjordania ocupada.

Warasneh es la segunda periodista palestina asesinada por las fuerzas israelíes en menos de un mes.

El 11 de mayo, el Ejército israelí mató a tiros a la corresponsal de Al Jazeera, Shireen Abu Akleh, mientras cubría un ataque militar en Jenin. Las fuerzas israelíes también atacaron su cortejo fúnebre en el Jerusalén Este ocupado, en un intento de evitar que avanzara.

En las últimas 24 horas Israel asesinó a tres palestinos en distintos lugares y una de ellos fue Ghufran Warasneh que se encontraba cubriendo el accionar de los soldadoe israelíes en el campo de refugiados de Arroub.

El ejército israelí afirmó que la periodista estaba en posesión de un cuchillo, pero varios de los presentes lo negaron y algunos testigos le dijeron a la cadena Al Jazeera que Warasneh solo estaba haciendo la cobertura periodística para su nuevo trabajo en una radio.

Te puede interesar:   Lenin y los bolcheviques en 1917 (segunda parte)

Al igual que lo hicieron un mes atras con Abu Akleh, los soldados israelíes atacaron el cortejo fúnebre de Warasneh que se realizó el mismo miércoles por la tarde. Dispararon balas reales a los presentes y gases lacrimógenos directamente a la multitud. Al menos un palestino resultó gravemente herido y fue tratado en el hospital después de ser alcanzado por munición real durante el funeral.

Otros dos palestinos fueron asesinados en Cisjordania. Ayman Mahmoud Mheisen, de 29 años, fue asesinado el jueves por la mañana durante una incursión militar israelí antes del amanecer en el campo de refugiados de Dheisheh en la ciudad sureña de Belén. Era padre de tres hijos y había pasado tres años en cárceles israelíes, dijeron grupos palestinos de derechos de los presos.

En otro ataque, las fuerzas israelíes mataron a Bilal Awad Qabaha, de 24 años, durante una redada en la aldea de Yabad, en las afueras de la ciudad de Jenin, en el norte de Cisjordania, el miércoles por la noche.

Te puede interesar:   Adamovsky: “Sarmiento tiene la ambivalencia que tiene la tradición liberal en la Argentina”

El Ejército había asaltado Yabad por la noche para destruir la casa de Diaa Hamarsheh, quien llevó a cabo un ataque a tiros el 29 de marzo en la ciudad de Bnei Brak, cerca de Tel Aviv, matando a cinco personas. Hamarsheh murió en un tiroteo con la policía israelí en el lugar.

Israel lleva adelante una practica terrorista y propia de una potencia colonial de ocupación como es el llamado “castigo colectivo”. Esto quiere decir demoler las viviendas de los familiares de calquier atacante palestino y hacerlo como un show montado para que toda la población lo considere una amenaza directa en caso que algún familiar o conocido lleve adelante algún ataque contra Israel.

La bronca que generó la demolición de la vivienda llevó a enfrentamientos de los pobladores locales con los soldados israelíes, que arremetieron con munición real asesinando finalmente a Bilal Awad Qabaha.

Las fuerzas israelíes han aumentado la intensidad y brutalidad de sus incursiones tanto en la Cisjordania ocupada como en Jerusalén este donde atacaron sistemáticamente la mezquita de Al-Aqsa, sagrada para los musulmanes. Cientos de palestinos resultaron heridos en redadas realizadas por las fuerzas israelíes y los colonos en el complejo durante el mes sagrado musulmán del Ramadán, y durante el desfile israelí de extrema derecha del ’Día de Jerusalén’ del domingo en la Ciudad Vieja y sus alrededores.

Al menos 61 palestinos han sido asesinados por las fuerzas represivas israelíes en lo que va del año.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *